ECONOMÍA

Montoro admite que habrá más recortes en 2013: "Serán muy dolorosos"

07/08/2012 13:08 CEST | Actualizado 07/10/2012 11:12 CEST
EFE

Los tijeretazos no tienen fin. El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha admitido que habrá nuevos recortes del gasto en 2013. Y ha lanzando una advertencia a todos los españoles: "Serán muy dolorosos" porque supondrán "ajustes sobre los ajustes".

El aviso de Montoro entra en colisión con las declaraciones hechas, hace apenas 48 horas, por el ministro de Economía, Luis de Guindos, quien aseguró que "no habrá nuevos ajustes" incluso aunque España pida finalmente ayuda al fondo de rescate europeo. A su juicio, las medidas aprobadas serán "suficientes" para cumplir con la senda de reducción del déficit comprometido con Bruselas.

Montoro lo ve de otra forma. En una entrevista a la revista Valores realizada antes de que se aprobara el último decreto de ajustes por valor de 65.000 millones de euros, afirma que "las medidas adoptadas hasta el momento son sólo el inicio". "El Gobierno va a cumplir con el objetivo de déficit fiscal y con los compromisos adoptados con la UE, por muy difícil que sea la coyuntura y muy grande que sea la magnitud del esfuerzo", añade.

Según el ministro de Hacienda, hasta el momento "se ha seleccionado en todo momento dónde hacer los ajustes y dónde recaudar más, con el fin de dañar lo menos posible el crecimiento" y añade que "en gran medida el sector privado ya ha hecho sus deberes" y que, sin embargo, aún queda pendiente la reforma de la función pública.

EL GOBIERNO Y SU MAYORÍA

Para llevar a cabo esta tarea, Montoro se escuda en el poder que otorga la mayoría absoluta de la que disfruta el Ejecutivo. España, sostiene, cuenta "un Gobierno con mayoría suficiente para llevar adelante un plan de ajuste y, por si fuera poco, un mandato constitucional para alcanzar el equilibrio gradualmente".

"Somos el país de Europa con la mayor estabilidad política, con un partido comprometido con los objetivos de estabilidad y las reformas que mantiene un Gobierno estable, que controla los dos tercios de las regiones y gran parte de las grandes ciudades", apostilla.

Por otro lado, Montoro, que ofreció esta entrevista antes del último decreto de ajustes del 14 de julio, admite que, "sin duda, una subida del IVA afectaría al turismo", incremento que posteriormente se llevó a cabo. "En la medida en que los turistas, al igual que los ciudadanos españoles, consumen en España, una subida del IVA encarece el precio del producto que piensan consumir y, por tanto, en su decisión de hacerlo", concluye.

NOTICIA PATROCINADA