Huffpost Spain

Martín Garitano, diputado general de Gipuzkoa, acude por primera vez al homenaje a una víctima de ETA

Publicado: Actualizado:
Print Article
Uno de los hijos del empresario Joxe Mari Korta, Andoitz (d), saluda al diputado general de Guipúzcoa, Martin Garitano (i)
Uno de los hijos del empresario Joxe Mari Korta, Andoitz (d), saluda al diputado general de Guipúzcoa, Martin Garitano (i)

Familiares y allegados del empresario guipuzcoano Joxe Mari Korta han recordado este miércoles en Zumaia (Gipuzkoa) al expresidente de Adegi asesinado hace doce años por ETA, en un acto al que han asistido numerosos representantes políticos e institucionales, entre los que se encontraba, por primera vez, el diputado general de Gipuzkoa, Martín Garitano.

En el homenaje, celebrado en el exterior de la empresa Korta S.A. donde fue asesinado el empresario zumaiarra en el año 2000, ha estado presente la viuda de Joxe Mari Korta, Marian Zearreta, que acompañada de dos de sus hijos, Andoitz y Lander, se ha mostrado visiblemente emocionada.

Asimismo, han acudido el delegado del Gobierno en el País Vasco, Carlos Urquijo, del PP, así como la directora de la oficina de atención a las víctimas del terrorismo, Maixabel Lasa, y el presidente del PNV de Guipúzcoa, Joseba Egibar.

Acudieron además el secretario general de Eusko Alkartasuna (EA), Pello Urizar, miembro de la coalición Bildu, que ya estuvo presente en el homenaje del año pasado, así como los diputados forales Ikerne Badiola y Jon Peli Uriguen, el alcalde de la localidad, Iñaki Agirrezabalaga (Bildu), y la ex parlamentaria de Aralar Aintzane Ezenarro.

Los jeltzales Markel Olano y Maria Eugenia Arrizabalaga, la directora foral de Derechos Humanos, Marina Bidasoro, el senador de Amaiur, Alberto Unamunzaga, y los representantes de la Ejecutiva de Aralar Iñaki Irazabalbeitia y Maite Sarasua también han participado en el homenaje, que también ha contado con el consejero delegado y director general de Elkargi, Jesús Alberdi, y el exsecretario general de Adegi, Jose María Ruiz Urchegi, así como víctimas del terrorismo como el periodista Gorka Landaburu y familiares de Inaxio Uria.

Al finalizar el acto, que ha consistido en 15 minutos de silencio que han finalizado con un aplauso, la canción Txoria txori de Mikel Laboa y una ofrenda floral ante una fotografía de Korta practicando ciclismo, uno de los hijos del empresario asesinado, Andoitz Korta, junto al portavoz de la fundación Joxemari Kortaren Bidetik, Jesus Mari Mujika, han saludado y estrechado la mano tanto a Garitano como al resto de autoridades asistentes.

Una vez finalizada la concentración, el diputado general guipuzcoano, que el año pasado no acudió a este acto y que es la primera vez que ha asistido a un homenaje específico a una víctima de ETA, no ha realizado declaraciones por "respeto a la familia".

garitano martín homenaje

En declaraciones a los medios de comunicación, Mujika ha asegurado que es positivo que acudan a este homenajes representantes institucionales y políticos pero ha querido dejar claro cuál es el objetivo de estos actos y que el protagonismo es de 'Joxe Mari Korta, su familia, sus amigos y la Fundación Bidetik que intentamos seguir trabajando para que los valores por los que se rigió Joxemari sigan vigentes en este país y de una santa vez una convivencia humana y plural sea posible'.

En esa línea, ha destacado que el homenaje de este año es 'especial' puesto que es el primero que celebran tras la decisión de ETA de cesar su actividad armada. "Joxemari esperó durante años esta noticia y le hubiera alegrado cantidad, pero le asesinaron", ha remarcado.

El portavoz de la Fundación Bidetik se ha mostrado convencido de que, "a pesar de que hay muchas dificultades y todavía hay mucha gente empeñada en poner piedras en el camino, la paz y la construcción de la convivencia en este país es posible" porque la sociedad civil "lo exige cada vez con mayor determinación y exige ese mismo comportamiento a los políticos".

A su juicio, en el camino de la paz y la convivencia es necesario el "respeto absoluto" a "todos aquellos que hayan sufrido a causa de la injusticia, a la reparación posible pero sin ocultar y sin tener miedo a la verdad, y a los fines políticos de la actividad violenta".

Mujika ha exigido, además, una "autocrítica sincera por parte de todos los que tengan que hacerla" y ha considerado que para "mirar con cierto optimismo al futuro hay que intentar superar comportamientos de odio y de venganza", algo que "no es fácil pero es absolutamente necesario".

Finalmente, ha señalado que la Fundación Joxe Mari Kortaren Bidetik seguirá celebrando este acto de homenaje "todos los años" y ha confiado en que "el año que viene la situación sea más positiva y constructiva y la paz y la verdadera convivencia esté más cerca de lo que está hoy".