POLÍTICA

Interior dice que concedió el tercer grado a Bolinaga para no incurrir en prevaricación

23/08/2012 18:58 CEST | Actualizado 23/10/2012 11:12 CEST
Getty

El Gobierno concedió el tercer grado a Uribetxeberría Bolinaga para no incurrir en "prevaricación". Lo ha admitido el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, que asegura que "no quedaba más remedio" que tomar tal decisión.

"El Gobierno no actúa en función de la estrategia de ETA o de si teatralizan huelgas de hambre", ha añadido Fernández Díaz, molesto con las críticas al Ejecutivo. "El Gobierno actúa en el cumplimiento de la ley ayer, hoy y mañana con independencia de lo que haga ETA".

Según Fernández Díaz, "la última palabra" en la concesión del tercer grado la tiene el juez de vigilancia penitenciaria, quien cuenta con un expediente con "todas las garantías" legales. El ministro dice haber actuado "conforme a Derecho e instados por la autoridad judicial".

Sobre los ayunos y huelgas de hambre de los presos etarras también ha tenido palabras. "Que hagan lo que les dé la gana. Jamás actuaremos condicionados por ayunos o huelgas de hambre teatralizadas", ha insistido Fernández Díaz, quien dice que el Ejecutivo "no ha cedido al chantaje de ETA" y que pensarlo "es ofensivo". "Si anteriores gobiernos no cedieron a secuestros, pensar que íbamos a ceder a ayunos teatralizados es desconocer la realidad".

Por otro lado, sobre el acercamiento de presos, Fernández Díaz se ha mostrado también molesto con quienes acusan al Gobierno de haber acercado presos al País Vasco. Según el ministro, "en los ocho meses de legislatura se han acercado al País Vasco dos presos enfermos", mientras que a otros "cinco presos en prisiones vascas y navarras se les ha sacado de ellas". Además, ha dicho que 37 presos han sido alejados "por sus conductas y actitudes".

OFRECIDO POR NISSAN