Huffpost Spain

Aznar: "Los nacionalistas son malos gobernantes, organizan grandes líos y muchos problemas"

Publicado: Actualizado:

Aznar estaba en su salsa. Rodeado del actual presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, de ministros del actual Ejecutivo —Ana Pastor (Fomento) o José Manuel Soria (Industria)— y de los del pasado —Eduardo Zaplana, Rodrigo Rato—, junto a grandes empresarios y, por supuesto, su mujer, la alcaldesa de Madrid Ana Botella, el expresidente del Gobierno ha charlado, durante poco menos de 45 minutos, de la primera parte de su biografía, Memorias I, que publica la editorial Planeta.

La expectación era máxima. No sólo porque en una sala se daba cita el núcleo duro del PP de hoy y de ayer, sino porque era la primera vez que Aznar hablaba directamente de su libro, en el que narra su biografía desde la infancia hasta la primera legislatura de su Gobierno. La sala estaba repleta.

La llegada de los dos únicos presidentes del PP en la historia de la democracia ha sido recibida con tímidos aplausos. Ovaciones que se han repetido a lo largo de la conversación de Aznar con el periodista Carlos Herrera, cuando, por ejemplo, el expresidente del Gobierno explicaba por qué había dedicado no demasiado espacio en su libro a la figura de Felipe González — "Bueno, yo creo que esta puesto en su término justo", ha matizado— o cuando ha confesado a preguntas del presentador que "es posible que haya cantado alguna vez en un karaoke", aunque "con Rajoy seguro que no".

Risas breves de los asistentes. Aznar no da para muchas bromas.

LA SUCESIÓN

Aznar ha explicado cómo planteó su sucesión al frente del PP. "El cuaderno azul no eran uno, sino varios, cada uno para un asunto", ha dicho el expresidente ante la presencia de Rajoy y Rato, a quienes ha agradecido su presencia. "El nombre de Rajoy estaba escrito sólo con un apellido", ha explicado.

¿Por qué eligió a Rajoy de la terna que conformaban el actual presidente, Rodrigo Rato y Jaime Mayor Oreja? Aznar se ha parapaetado en que su decisión la tomó no por una cuestión de gustos personales, sino en función de la responsabilidad institucional: "Lo único que tenía en la cabeza era ser fiel conmigo mismo y pensar en el bien de España", ha señalado para defender que "tomando esa decisión fortalecí institucionalmente el país", ha agregado.

Para entonces, Aznar ya había decidido que no repetiría mandato. "Había mucha gente que pensé que no iban a respetar mi palabra de no repetir y había otras que no querían compartir mi palabra", ha explicado.

Años después, el expresidente asegura no tener "melancolía de poder". "Si hubiese querido seguir mandando, me hubiera quedado. Lo que sí tengo son esperanza y mucha gratitud a mucha gente".

Al revivir su pasado, Aznar lo tiene claro: "He intentado ser en mi vida un patriota razonable, un buen español". Además, asegura ser "un hombre con sentimientos" que debe "mucho a mucha gente" y que siempre ha "procurado contar con los mejores" y no "con los que más me convenían".

Ya metido en actualidad, Aznar le ha deseado "el mayor de los éxitos" al actual Gobierno y ha afirmado que, salvo la mujer del presidente, él es la persona "que más desea el éxito de Rajoy".

Sobre las elecciones catalanas celebradas este domingo, Aznar ha vuelto a repetir que "España no se va a romper" pese a los partidos soberanistas y que "el futuro de los españoles lo decidiremos los españoles". Sobre Mas, ha tildado su resultado de "fracaso muy grande" y le ha lanzado el siguiente ataque: "Los nacionalistas son malos gobernantes, organizan grandes líos y muchos problemas".

pp memorias aznar

Close
Una memoria de Aznar
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen
Close
El libro de Aznar
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen