Huffpost Spain

Artur Mas cree que quitar el euro por receta supone asfixiar las finanzas de Cataluña

Publicado: Actualizado:
Print Article
MAS RAJOY
Reuters

Quitar el cobro del euro por receta es asfixiar las finanzas de Cataluña. De eso ha acusado el presidente de la Generalitat, Artur Mas, al Ejecutivo central, tras la admisión a trámite del recurso que presentó el Gobierno de Rajoy contra esta tasa, suspendida cautelarmente durante cinco meses.

También ha indicado que la aplicación del euro por receta a partir de junio de 2012 ha tenido efectos positivos, ya que el gasto farmacéutico se ha reducido en un 20%. "Supone anualmente un ahorro de entre 200 y 300 millones sin perjudicar de manera grave a la salud de la gente", ha asegurado Mas, que ha indicado que en su opinión, el sistema sanitario catalán sigue caracterizándose por su alta calidad asistencial.

En una entrevista a Catalunya Ràdio, Mas ha advertido de que el Estado español ha de ser el primer interesado en que Cataluña no quiebre porque "si Cataluña fallase en sus compromisos elementales, todo el Estado español quedaría cuestionado".

Tras admitir que el Govern ha tenido que retrasar los pagos a proveedores y entidades sociales en 2012 para financiarse, Mas ha lamentado el objetivo de déficit que el Estado y la UE imponen a las administraciones públicas, aunque a la Generalitat no le queda más remedio que cumplirlo.

Según Mas, si el Govern decidiese gastar más de lo autorizado, no encontraría a nadie que le prestase dinero, por lo que no podría pagar y, entonces "no serviría de nada" superar el techo de gasto. Ante esta situación, Mas ha instado al Gobierno central a ofrecer una solución que sea "atractiva" para los catalanes, lejos de lo que ha venido ofreciendo hasta la fecha. Ha indicado que el Gobierno debería ser el primer interesado en que las finanzas catalanas no entren en un callejón sin salida: "Si Cataluña no sale adelante, España no puede salir adelante".

Ahí, ha indicado que en el caso de que Catalunya o alguna otra comunidad autónoma quebrase, "España quedaría a los pies de los caballos' en Europa y en el mundo, lo que dificultaría gravemente la economía española en un contexto en el que la prima de riesgo ha caído y la situación económica empieza a respirar.

En opinión de Mas, desde Madrid no puede tratarse a la Generalitat como una "ciudad autónoma en África" porque, si Catalunya no puede afrontar sus compromisos de gasto más elementales, toda España quedaría cuestionada.