Con muchas de las pagas extra de los funcionarios congeladas por la crisis, el rey y el príncipe han decidido recuperar la que se habían reducido en julio.

Según el detalle de las cuentas de la Casa Real hecho público hoy, el rey mantendrá su sueldo bruto anual en 292.752 euros, mientras que el del Príncipe de Asturias se fija en 146.376 euros, exactamente la mitad que su padre.

LAS CUENTAS DETALLADAS DE LA CASA REAL PARA 2013

El resto de la Familia Real —la reina, la princesa de Asturias y la infanta Elena en función de los actos oficiales en los que representan a la institución— sí sufrirá un recorte en 2013 de 55.000 euros sobre la cantidad presupuestada. La Infanta Cristina no recibe asignación de la Casa Real al no participar en actos oficiales.

Como el rey y el príncipe, las mujeres de la Familia Real están sujetas al pago de todos los impuestos y presentan anualmente sus declaraciones del IRPF. Eso sí, ninguno de ellos paga cuotas a la Seguridad Social, al no poder adscribirse a ninguna de las categorías existentes.

Además el número de vehículos oficiales se reduce de 72 a 45, 27 coches menos. Las devoluciones se realizarán al Parque Móvil del Estado. El número de conductores asignados, hasta 68, sigue siendo el mismo que en 2012, si bien está previsto que a finales de 2013 esta cifra baje a 61 chóferes.

casa real

Según los datos facilitados hoy por la Casa del Rey para explicar la distribución de los 7,93 millones de euros que percibirá esta institución de los Presupuestos Generales del Estado, la partida que más baja en términos relativos es el capítulo destinado a la Familia Real, con un recorte del 7,29 por ciento, hasta los 699.128 euros.

Es la primera vez que el presupuesto total de Zarzuela baja de los 8 millones.

DISTRIBUCIÓN DE LAS CUENTAS DE LA CASA

Del presupuesto global asignado a la Casa del Rey (esos 7,9 millones de euros), casi la mitad, en concreto un 48,78% (3,87 millones de euros), se destina a cubrir los gastos del personal que trabaja para la institución.

Esto es, las nóminas de altos cargos, funcionarios, personal laboral y de confianza que cobran exclusivamente de la Casa --unas 20 personas-- como los incentivos que recibirán 353 empleados cuyo sueldo base pagan otros Ministerios pero que realizarán labores para la Casa (personal de seguridad, chóferes, jardineros...).

La reducción para este año en la partida de gastos de personal baja en 130.000 euros con respecto a 2012. El ahorro viene básicamente de 16 bajas por jubilación que no se cubrirán y de un descenso de 80.000 euros en la partida destinada a pagar incentivos, que se queda en 2,65 millones de euros.

Las retribuciones de los altos cargos de la Casa (jefe de la Casa, secretario general, jefe del Cuarto Militar, y otros ocho miembros del personal de dirección) se mantienen en los mismos valores que en 2012.

ALMUERZOS Y RECEPCIONES MÁS AUSTERAS

La partida del presupuesto de la Casa del Rey destinada a gastos corrientes en bienes y servicios (contratos con empresas, mantenimiento de oficinas, gastos del personal en comisión de servicio...) baja un 4,37% hasta los 3,2 millones de euros. En este montante se incluye el coste de almuerzos, recepciones y regalos ofrecidos por la Familia Real que no cubren otros Ministerios, donde este año habrá un ahorro de 96.000 euros al restringirse a 1,03 millones de euros.

El capítulo de inversiones reales, que comprende la adquisición de equipos de oficina y licencias plurianuales de desarrollos de software, entre otros, se recorta en 25.000 euros hasta quedar en 50.000 euros.

La única partida que experimenta un aumento es el fondo de contingencia, que crece un 1,22 por ciento hasta alcanzar los 96.582 euros. La finalidad de este fondo es la de atender a necesidades extraordinarias no previstas.

La explicación de que aumente con respecto a 2012 tiene que ver con el hecho de que la partida presupuestada para el ejercicio anterior fue más pequeña de lo habitual por limitarse a un semestre, ya que las cuentas se aprobaron en julio.