No compramos. Las ventas del comercio minorista se desplomaron en 2012. Lo hicieron por quinto año consecutivo, pero como nunca antes durante la crisis, lo que confirma el reflejo de la pérdida de poder adquisitivo de las familias por el paro, los recortes y las subidas de impuestos.

En 2012, las ventas del comercio al por menor cayeron el 6,8% tras haber retrocedido un 5,8% durante el ejercicio 2011, según ha informado este martes el Instituto Nacional de Estadística (INE).

En concreto, durante los años 2008, 2009 y 2011 las ventas del comercio minorista retrocedieron más de un 5%, mientras que en 2010 bajaron un 1,7%. En 2012, el descenso ha llegado casi al 7% en un escenario de recesión económica, afectado por la desaceleración del consumo y por la subida del IVA, en vigor desde el pasado 1 de septiembre.

Durante el último mes del año 2012, las ventas interanuales del comercio minorista se redujeron un 10,2%, acentuando en casi dos puntos y medio la caída interanual de noviembre (-7,8%) y encadenando así 30 meses de descensos consecutivos.

Por modos de distribución, todos ellos redujeron sus ventas en 2012, especialmente las grandes superficies, donde disminuyeron un 9,1%. En las pequeñas cadenas las ventas bajaron un 8,7% el año pasado, mientras que en las empresas unilocalizadas el descenso anual de las ventas fue del 7,8% y en las grandes cadenas, del 1,8%.

Según los datos del organismo estadístico, las ventas de los productos alimenticios se redujeron un 2,5% en 2012, mientras que las de los no alimenticios bajaron un 9,5%. Entre estos últimos, la mayor caída de las ventas se dio en el segmento de equipo del hogar, con una tasa del -10,6%.

Las ventas del comercio minorista disminuyeron el año pasado en todas las comunidades autónomas. Los mayores descensos se produjeron en Castilla-La Mancha (-9,5%) y Murcia (-9,3%), mientras que los menores correspondieron a Extremadura (-4,2%) y Galicia (-3,3%).

EL EMPLEO SE REDUCE UN 1,2% EN 2012

El empleo en el sector del comercio minorista disminuyó un 1,2% en 2012, con retrocesos en todos los modos de distribución, salvo en las grandes cadenas, que consiguieron elevar la ocupación un 0,6%.

Los mayores descensos, por el contrario, se los anotaron las pequeñas cadenas y las grandes superficies, donde el empleo se contrajo un 3,8% y un 3,3%, respectivamente. En las empresas unilocalizadas, por su lado, la ocupación disminuyó un 0,6% en 2012.

Por comunidades autónomas, el empleo en el comercio minorista disminuyó en todas ellas durante 2012. Navarra (-2,5%) y Asturias (-2,3%) registraron las mayores bajadas, mientras que La Rioja (-0,1%) y Cataluña (-0,4%) experimentaron los menores descensos.

30 MESES CONSECUTIVOS DE CAÍDAS INTERANUALES

Las ventas del comercio al por menor bajaron el pasado mes de diciembre un 10,2% en relación a igual mes de 2011, con lo que sumaron 30 meses consecutivos de caídas interanuales. Eliminando el efecto calendario, las ventas del sector retrocedieron un 10,7% en diciembre, casi tres puntos por debajo de la tasa de noviembre.

En valores mensuales (diciembre sobre noviembre), las ventas del comercio minorista aumentaron un 22,1%, el menor repunte de los últimos cinco años, según Estadística.

Las ventas del comercio minorista, sin incluir las estaciones de servicio, se contrajeron en diciembre un 10,1% en comparación con el mismo mes de 2011, mientras que las ventas en estaciones de servicio bajaron un 10,2% en el último mes de 2012 en tasa interanual.