Huffpost Spain

Bárcenas demanda al PP y el PP demanda... al "autor de los falsos papeles" y a 'El País'

Publicado: Actualizado:
BARCENAS RAJOY
AFP / EFE

Luis Bárcenas ha demandado al PP y el PP ha demandado al "autor de los falsos papeles" publicados en el diario El País. Los conservadores también han demandado al diario El País por publicarlos.

Según este periódico, Bárcenas presentó este martes una demanda contra la que fuera su formación por "maltrato laboral" ante la Dirección General de Trabajo en Madrid. El exgerente y extesorero del PP cree que el partido, al vaciar su despacho, cometió "un atentado a su intimidad como trabajador".

Por su parte, el PP evita denunciar directamente a Bárcenas al hacerlo contra el "autor de los falsos papeles" y pedirle a él y al diario El País la cantidad de 500.000 euros en concepto de "indemnización de daños y perjuicios, que incluye el daño moral". Los exministros Ángel Acebes, Jaime Mayor Oreja y Rodrigo Rato, así como el también exministro y actual vicesecretario de Política Autonómica y Local del PP, Javier Arenas, han emprendido "las mismas acciones legales" que el Partido Popular, por entender que se ha vulnerado su derecho al honor.

Los cuatro, como el PP, tampoco demandan a Bárcenas directamente, sino a "la persona o personas que hayan entregado al diario El País los falsos documentos publicados, cuya identidad se desconoce actualmente".

En su demanda, el PP señala que "la difusión premeditada e irresponsable, inexplicable en un medio de comunicación, de documentos (presumiblemente prefabricados ad hoc) cuya autenticidad, veracidad y autoría no se ha contrastado ni de otro modo consta a quien los difunde, pone evidentemente de manifiesto el criticable e inexistente rigor profesional y mala praxis de lo que hace".

En ella se señala, además, que el PP cuenta con una "única contabilidad" sometida a la supervisión y el control del Tribunal de Cuentas, sin que "haya sido objeto de tacha o reserva de ningún tipo".

"Lo que subyace en la forma de actuar", continúa la demanda, "no es sino la clara intención de dañar la imagen y buena reputación del PP y de sus dirigentes y empleados".