El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, tuvo que interrumpir este sábado su lectura de la "declaración de Granada", que recoge un nuevo pacto territorial.

Mientras Rubalcaba leía, un ruido ha interrumpido su discurso e, inmediatamente, tanto él como los barones del PSOE que le rodeaban miraron a la izquierda. Entonces, Rubalcaba ha expresado, mientras Elena Valenciano se llevaba la manos a la cara: "¿Manolo? Manolo, ¿estás bien?" Después de un minuto de desconcierto, Rubalcaba ha continuado con su lectura.

La periodista de TeleCinco Sonsoles Ónega ha explicado en su Twitter lo que ocurrió: se desplomaron unas mamparas que separaban el escenario del PSOE de la piscina del hotel donde se celebra el encuentro de los barones socialistas. Al final, todo se quedó en un susto.