POLÍTICA

La Comisión Europea enviará "lo antes posible" una misión a la frontera de Gibraltar

19/08/2013 16:28 CEST | Actualizado 19/08/2013 16:28 CEST
AFP

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, acordó este lunes con el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, el envío de una misión comunitaria para analizar la situación en la frontera de Gibraltar "lo antes posible", según anunció el Ejecutivo comunitario.

Ambos líderes "acordaron que una misión de la Comisión debe, tan pronto como sea posible, examinar 'in situ' las cuestiones relacionadas con el control y el movimiento de personas y bienes en la frontera", informó la CE en un breve comunicado.

Barroso y Rajoy mantuvieron este lunes una conversación telefónica en la que, según ha asegurado Moncloa en un comunicado, el presidente del Gobierno ha pedido que Bruselas "controle" que la actividad económica en el Peñón "no vulnere la normativa europea relativa a blanqueo de dinero, contrabando y fiscalidad".

Según este comunicado, Barroso "en ningún momento planteó ningún aspecto a Rajoy relativo a una posible tasa de congestión". Sin embargo, Olivier Bailly, portavoz del Ejecutivo comunitario, ha asegurado que Barroso había avisado al presidente del Gobierno español de que cobrar una tasa por cruzar la Verja sería "ilegal".

Según Moncloa, en la conversación Rajoy ha asegurado que su Gobierno "aplicará medidas legales en defensa de la propia legalidad española y europea y de los intereses de España y los españoles".

CONTROLES EN LA VERJA

Así, ha defendido los controles en la Verja, de los que se han quejado el Gobierno británico y las autoridades del Peñón. Rajoy ha explicado que España ejerce "sus obligaciones legales al establecer controles aleatorios, proporcionales y no discriminatorios en la frontera".

Rajoy ha invitado a que la Comisión Euroepa envíe una delegación a España y Gibraltar, pero ha apuntado que debe hacer "las verificaciones oportunas con un enfoque global". En este sentido, el presidente del Gobierno ha subrayado "la necesidad de verificar y controlar que la actividad económica en Gibraltar no vulnera la normativa europea relativa a blanqueo de dinero, contrabando y fiscalidad".

DENUNCIA POR EL LANZAMIENTO DE BLOQUES DE HORMIGÓN

Al margen de esto, el jefe del Ejecutivo español ha recordado al presidente de la Comisión Europea que el "acto unilateral de lanzamiento de bloques de hormigón en las aguas de la bahía de Algeciras por parte de las autoridades gibraltareñas es inaceptable y supone una violación de la normativa medioambiental".

Rajoy ha recordado que su Gobierno trasladó su denuncia cuando se produjo el lanzamiento ante la Secretaria General de la Comisión Europea por violación de la normativa medioambiental europea y ha señalado que espera que el Ejecutivo comunitario "responda a esa denuncia".

Finalmente, el presidente del Gobierno ha reafirmado su "disposición al dialogo de España con el Reino Unido, de acuerdo con el derecho internacional y europeo y en los términos acordados con el Primer Ministro del Reino Unido".

FRAGATA BRITÁNICA EN GIBRALTAR

La conversación entre Rajoy y Barroso tiene lugar el mismo día en que el buque de guerra británico HMS Westminster ha atracado en la base naval de Gibraltar, donde va a permanecer en una escala técnica incluida en el marco de las maniobras militares que va a desarrollar en el Mediterráneo.

En la frontera del Peñón se han registrado largas filas a causa de los controles impuestos por España, después del vertido de 70 bloques de hormigón en las aguas que rodean la colonia británica por parte de las autoridades gibraltareñas.

OFRECIDO POR NISSAN