INTERNACIONAL
21/08/2013 08:58 CEST | Actualizado 21/08/2013 09:03 CEST

Ratzinger abandonó su papado porque "dios se lo dijo" (FOTOS)

GTRES

Benedicto XVI renunció a su pontificado porque dios se lo pidió, según ha publicado la agencia católica Zenit.

Durante una de las pocas visitas privadas que concede tras su retiro y ante la pregunta de las razones de abandonar su papado el pasado 28 de febrero, Ratzinger respondió: "Me lo dijo Dios". Aunque, explicó que no se trató de una aparición sino “una experiencia mística” en la que, según Zenit, "el Señor le hizo nacer e su corazón 'un deseo absoluto' de quedarse sólo en oración con Él".

EL CARISMA DE FRANCISCO

El papa emérito insistió, además, que a medida que pasan los meses y observa el "carisma" del papa Francisco, se da más cuenta de que su elección de renunciar a su pontificado fue "la voluntad de Dios".

Durante estos encuentros, Benedicto XVI "no comenta y no desvela secretos, no concede declaraciones que podrían pesar como las palabras dichas por el otro papa, sino que mantiene la discreción que siempre le ha caracterizado", añade el artículo de Zenit.

Según sus propias palabras, Ratzinger "observa satisfecho las maravillas que el Espíritu Santo está haciendo con su sucesor, o bien habla sobre sí mismo".