TENDENCIAS

"Puesta de sol en Montmajour": descubren un nuevo Van Gogh (FOTOS)

09/09/2013 11:20 CEST | Actualizado 09/09/2013 13:01 CEST

Existe un nuevo cuadro de Van Gogh.

El director del Museo Van Gogh de Ámsterdam, Axel Ruger y el investigador Louis van Tilborgh, han desvelado hoy lunes que una nueva obra del pintor ha sido identificada. Largamente perdida, "Puesta de sol en Montmajour" fue pintada por el artista en 1888.

Se trata de su primer gran cuadro encontrado desde 1928 y estará expuesto en el museo a partir del 24 de septiembre.

nuevo van gogh

nuevo cuadro van gogh

El lienzo representa un paisaje con árboles y arbustos, y se enmarca en la época en la que Vincent Van Gogh (1853-1890) vivió en la localidad francesa de Arles y donde pintó sus conocidos cuadros florales. De ese momento son "Los Girasoles", "La Casa Amarilla" o "La Habitación".

El director de la pinacoteca, Axel Rüger, señaló a la prensa que "un descubrimiento de esta magnitud no ha ocurrido nunca en la historia de este museo. Es una rareza que se pueda añadir una nueva pintura a la obra de Van Gogh".

La atribución del cuadro a Van Gogh es el resultado de dos años de investigación en el que los expertos de la pinacoteca Louis van Tilborgh y Teio Meedendorp analizaron el estilo, la técnica y el tipo de soporte de la obra.

La investigación técnica ha confirmado que los pigmentos utilizados en la pintura corresponden a los que usaba Van Gogh en Arles, incluyendo la decoloración tan típica de la obra de Van Gogh.

Los expertos constataron además que el mismo tipo de lienzo fue utilizado "al menos" en otro de sus cuadros: "Las Rocas", que se encuentra en el Museo de Artes de Houston, y tiene una "alta semejanza en términos de estilo" con la obra hoy presentada.

Los investigadores también pudieron constatar que el nuevo título perteneció a la colección del hermano de Van Gogh, Theo, en 1890 y fue vendido en 1901.

Además, han identificado una colina cerca de Arles y cercana a Montmajour como el lugar que representa el paisaje del nuevo cuadro.

Con unas medidas de 93,3 cm de alto por 73,3 cm de ancho, "Puesta de Sol en Montmajour" también destaca, según el museo, por sus "relativamente grandes dimensiones", lo que aumenta su excepcionalidad, según la pinacoteca.

Dos cartas de Van Gogh datadas de 1888 hacen también una "referencia literal" al cuadro y en ellas el artista se muestra descontento con el resultado, comentado que "no ha conseguido" el efecto que quería.

"Van Gogh tenía grandes ambiciones con esta pintura, con la que quería mostrarse como un poeta entre los pintores de paisajes, pero se decepcionó porque sentía que no había conseguido resolver convincentemente algunos problemas", explicó la pinacoteca.

Esa decepción, se ajusta al hacer de Van Gogh, que "con frecuencia estaba insatisfecho" con sus resultados, incluso en el caso de títulos famosos como "Noche Estrellada"(1889), según el museo.

"El cuadro forma parte de un grupo excepcional de pinturas en las que Van Gogh experimenta. Incluso podemos decir que es una pintura de transición, porque a partir de ella Van Gogh siente la necesidad de usar más y más capas", según la opinión del experto Van Tilborgh, implicado en los análisis de este descubrimiento.