POLÍTICA

UrdangarIn utilizó Aizoon para alquilar tres estufas de jardín con motivo de su 40 cumpleaños

30/10/2013 09:25 CET | Actualizado 30/10/2013 09:25 CET
EFE

Iñaki Urdangarin utilizó la empresa Aizoon, de la que es copropietario al 50% junto a la Infanta Cristina, para alquilar tres estufas de jardín para su vivienda en Pedralbes con motivo de su 40 aniversario, según la documentación que ha entregado el caso Nóos a la Policía Nacional.

De acuerdo a los datos del Grupo de Delincuencia Económica, que analiza las numerosas salidas de fondos de Aizoon para gastos particulares del matrimonio, la instalación corrió a cargo de la empresa Torres Servicios Técnicos, que cargó una factura a la mercantil de los Duques por 242 euros. En la confirmación que emitió la proveedora para el montaje de las estufas, aparece el nombre de quien fuera la asistente personal de Urdangarin, Julita Cuquerella.

Otras de las facturas cobradas a Aizoon y analizadas por la Policía hacen referencia a Bodegas Baigorri, que facturó a la sociedad de los Duques hasta un total de 6.599 euros por la compra de diferentes cajas y botellas de vino con dirección en la calle Elisenda de Pinós, donde está ubicado el palacete de Pedralbes.

Mientras tanto, la compañía Blau Cel, dedicada a la fabricación de artículos confeccionados con textiles, cobró a través de Aizoon un total de 9.280 euros por la instalación de cortinas y rieles en un despacho de la vivienda barcelonesa del matrimonio. También la mercantil de los Duques abonó 7.888 euros a la empresa de producción audiovisual Pep Bou por una función de luz y sonido en el restaurante El Jardí de l'Abadessa.

Se trata de nuevos datos que se suman a las pesquisas de los investigadores, según las cuales el matrimonio se habría beneficiado a través de Aizoon de los ingresos presuntamente ilícitos procedentes del Instituto Nóos así como del dinero supuestamente defraudado a Hacienda por parte de la mercantil de la que ambos son copropietarios.

Es más, los investigadores sostienen que Aizoon fue interpuesta para facturar servicios personales como el servicio doméstico, que nada tenían que ver con la actividad de la inmobiliaria, con el objetivo de reducir la tributación en la declaración del IRPF.

De hecho, la Agencia Tributaria señala cómo durante 2007 y 2008, ejercicios en los que Urdangarin habría defraudado a Hacienda al menos 240.000 euros, utilizó Aizoon como 'pantalla' para tributar gastos como los de su propio servicio doméstico o los de su asistenta personal, con el objetivo de beneficiarse de un tipo impositivo inferior (el aplicado a las sociedades).

NOTICIA PATROCINADA