POLÍTICA

Condena de 3.860 años de cárcel a tres etarras por el atentado de la casa-cuartel de Burgos

11/12/2013 18:53 CET | Actualizado 11/12/2013 19:00 CET
GTRES

3.860 años de prisión para los etarras que atentaron en la casa-cuartel de Burgos en julio de 2009.

Esta es la condena que ha impuesto la Sección Tercera de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional a los miembros del 'comando Otazua' de ETA Daniel Pastor, Iñigo Zapirain y Beatriz Etxebarria Caballero.

Los tres etarras han sido condenados por 160 asesinatos en grado de tentativa (3.840 años) y un delito de estragos terroristas (20 años). Cuando la bomba estalló, se encontraban en la casa-cuartel 118 personas, de las cuales 41 eran niños.

También se vieron afectados una comisaría de Policía Local, un edificio de Tráfico y la sede de los Bomberos, que tuvieron que realizar reparaciones por 263.133 euros, así como el Hospital Divino Vallés y el General Yagüe, que sufrieron daños por importe de 39.074 euros.

La sentencia pone de manifiesto que en los edificios afectados vivían un total de 263 personas. "Aunque esa noche no estuvieran todos los residentes es manifiesto que el ataque a un edificio de viviendas emerge la finalidad de causar daños a la integridad física de sus ocupantes, sin posibilidad de ejercer defensa alguna", dice la resolución.

Impone, además, a cada uno de los tres condenados una pena de inhabilitación absoluta por un periodo de 1.071 años y 10 años adicionales para cada uno de ellos.

Sentencia Atentado Casa Cuartel Burgos by ElHuffPost