POLÍTICA

Miguel Blesa, citado a declarar como imputado el próximo 24 de enero

07/01/2014 15:01 CET | Actualizado 07/01/2014 15:01 CET
EFE

El juez de Instrucción de Madrid Juan Antonio Toro, sustituto de Elpidio José Silva en el caso de Caja Madrid, interrogará el próximo 24 de enero al ex presidente de la entidad madrileña Miguel Blesa y a siete antiguos consejeros por presuntos delitos de abuso de posición dominante y administración social fraudulenta cometidos en el marco de la compra del City National Bank de Florida en 2008.

El magistrado ha dictado un auto en el que acuerda una batería de diligencias para impulsar la causa, como es la toma de declaración de Blesa, junto a la de Idelfonso Sánchez Barcoj, Juan Martín Bartolomé, Gonzalo Alcubilla, Fernando Sobrini, Luis Crespo, Matías Amat y Rafael Sánchez Lozano por su participación en la adquisición del banco estadounidense.

A raíz de la querella presentada por el sindicato Manos Limpias, Juan Antonio Toro también solicita al Banco de España que informe sobre el control de cambio y aclare si es necesario tener autorización para la adquisición de un banco extranjero.

El juez cita también el 23 de enero al representante legal de Bankia para que se pueda personar si la entidad se considera perjudicada. Además, pide a la Comisión Nacional del Mercado de Valores que designe un técnico para determinar si la operación produjo un perjuicio a la entidad financiera.

No obstante, no considera en este momento necesario tomar declaración como testigo a Antonio Beteta, como solicitó la acusación popular, sin perjuicio de que más adelante se pueda acordar si se considera oportuno.

SUSTITUTO DE SILVA

El titular del Juzgado de Instrucción número 36 de Madrid sustituye en la investigación del City National Bank a su colega del Juzgado número 9, Elpidio José Silva, quien se inhibió tras haber sido recusado por la defensa del banquero y estar inmerso en un procedimiento ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid por su proceder en el caso Blesa.

Silva decretó el 5 de junio prisión incondicional para Blesa por varios delitos societarios, falsedad y apropiación indebida.

Dos semanas después, la Audiencia de Madrid anuló la investigación contra Blesa y le dejó a un paso de salir de prisión, algo que ocurrió un día después de esta decisión, el día 20 de junio.