POLÍTICA

El Congreso aprueba el aforamiento de Juan Carlos I y parte de la familia real

26/06/2014 14:30 CEST | Actualizado 26/06/2014 16:03 CEST
EFE

El Pleno del Congreso ha dado luz verde este jueves a la ley que incluye el aforamiento del rey Juan Carlos y parte de la familia real con el único apoyo del PP, Foro y UPN.

La Cámara Baja ha aprobado las enmiendas incluidas en una modificación de la ley del Poder Judicial que fijan que todas las demandas que se presentaran contra el monarca abdicado, las reinas Sofía y Letizia y la princesa de Asturias deberán ser estudiadas por el Tribunal Supremo.

El aforamiento es el derecho que tienen algunos ciudadanos, por su cargo o profesión, a ser juzgados por un tribunal superior y distinto al que les correspondería.

La oposición ha criticado duramente la tramitación “exprés” de esta modificación legal, que será aprobada definitivamente por el Senado a partir del 9 de julio.

LOS ARGUMENTOS A FAVOR

Leopoldo Barreda, miembro de la dirección del Grupo Popular, ha apelado al sentido de la responsabilidad y al sentido de Estado para cubrir "sin dilaciones innecesarias" el vacío legal creado tras la abdicación.

Frente a ello, ha querido denunciar el "populismo", la "demagogia" e incluso la "barra libre de insultos" que se han vertido en estos días para criticar el cambio de estatus de la familia real.

En defensa del aforamiento han intervenido también Carlos Salvador, de UPN, quien sostiene que, más allá de la renuncia a la Jefatura del Estado, el Rey y capitán general de las fuerzas armadas en la reserva, siempre estará en activo, y Enrique Alvarez Sostres, de Foro Asturias, que ha denunciado la "hipocresía" de la polémica suscitada aunque ha reconocido que el procedimiento empleado es "siempre mejorable".

LA ABSTENCIÓN DEL PSOE Y DE CIU

Los socialistas han hecho hincapié en la críticas sobre las formas, y la ponente del PSOE, Meritxell Batet, ha acusado al PP e "hacer mal las cosas" para obligar a la oposición a votar sí o no, sin dar opción de debate y acuerdo. "Y no es una cuestión meramente procedimental, es que no respetar a las minorías y al procedimiento es no respetar la democracia -ha añadido-. La responsabilidad de lo hecho y sus consecuencias es sólo suya".

Jordi Jané, de CiU, considera que el procedimiento adecuado habría sido esperar a una reforma global de la Ley del Poder Judicial para garantizar un "debate serio" buscando consensos para reducir el número de aforados y limitar la protección al ejercicio del cargo".

LAS CRÍTICAS A LA LEY

En contra de los aforamientos se ha pronunciando Izquierda Plural, cuyo portavoz de Justicia, Gaspar Llamazares, ha dicho que la aprobación del aforamiento "vitalicio", "retroactivo" y "a la trágala" que ha decidido el PP para el rey saliente supone un "desacato" a la justicia y al juez José Castro, que mantiene como imputada a la infanta Cristina al cierre de la instrucción del 'caso Nóos'.

Las palabras más duras, entrando en el ámbito personal, han llegado desde Esquerra Republica (ERC) y Amaiur, cuyos portavoces, como todos los diputados y senadores, son también aforados conforme establece la Constitución de 1978.

Para el independentista catalán Joan Tardá, la monarquía española fue "instaurada por uno de los genocidas más sanguinarios del siglo XX" (el dictador Francisco Franco) y ahora se "blinda" a don Juan Carlos "por miedo a la verdad" porque durante casi cuarenta años "ha tenido barra libre para hacer lo que haya dado la gana y su fortuna podría ser cuestionada en los tribunales".

La abertzale Onintza Enbeitia ha llegado a decir que Juan Carlos I "tuvo tanto que ver con el 23F como el propio Tejero", que "no dijo nada" mientras el GAL "torturaba" y que se ha "forrado" en el cargo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

Las claves sobre el aforamiento del rey Juan Carlos

OFRECIDO POR NISSAN