INTERNACIONAL

Una Comisión Europea copada por hombres: Sólo cuatro países de 28 han propuesto una mujer

02/08/2014 10:30 CEST | Actualizado 04/08/2014 17:39 CEST
EUROPEAN PARLIAMENT / FLICKR

Ya se le conoce como el problema de Jean-Claude Juncker con las mujeres. No se trata de su actitud o sus comentarios sino del escaso número de mujeres designadas para su equipo. La Comisión Europea, el brazo Ejecutivo de la Unión Europea, contaba hasta las elecciones del 25 de mayo con nueve mujeres y 19 hombres.

Con el plazo para presentar candidatos cerrado desde este viernes, sólo hay cuatro mujeres confirmadas. En otras palabras: si el número se convierte en definitivo, la representación de mujeres en la cúspide del poder europeo se quedaría en menos del 15% en el caso de esta institución.

No se trata de una cuestión puntual. Las mujeres siguen ausentes de otras muchas instituciones presididas por hombres:

  • Parlamento Europeo (Martin Schulz)
  • Consejo Europeo (Herman van Rompuy, pendiente de ser renovado)
  • BCE (Mario Draghi)
  • Eurogrupo (Jeroen Dijsselbloem, al que probablemente sucederá Luis de Guindos)
  • Banco Europeo de Inversiones (Werner Hoyer)
  • Tribunal de Justicia de la UE (Vassilios Skouris)
  • Tribunal de Cuentas (Vítor Manuel da Silva Caldeira)
  • Comité de las Regiones (Michel Lebrun)
  • Comité económico y social (Henri Malosse)

Las candidatas confirmadas son Cecilia Malmstrom (sueca), actual comisaria de Interior y Derechos Fundamentales, Vera Jourova, actual ministra checa de Desarrollo Rural, Alenka Bratusek, ex primera ministra de Eslovenia, y Federica Mogherini, ministra de Exteriores italiana.

La explicación de la escasez de mujeres tiene que ver con el método de confección del confección del equipo de Juncker. Tras su designación y ratificación parlamentaria como presidente, el pasado 15 de julio, comenzó un período de negociaciones, pero son los Gobiernos los que designan a los comisarios, uno por país. En teoría, es el presidente de la Comisión el que le asigna una cartera.

Así, Juncker lamenta haber recibido tan pocas propuestas de mujeres y cada país ha argumentado que sus candidatos no lo son por ser hombres sino por ser las personas más adecuadas para el puesto. El equilibrio de género no es un factor.

Juncker quiere contar "con un número significativo de mujeres muy competentes" en su equipo, aseguró este viernes Natasha Bertaud, su portavoz. El sucesor de José Manuel Durao Barroso agradece que ya haya cuatro y su equipo destaca que se debe a la demanda del presidente de la Comisión, cuando no a su "insistencia".

EL PARLAMENTO EUROPEO PODRÍA TUMBAR A LA COMISIÓN

Lo cierto es que el Parlamento Europeo, que a mediados de septiembre debe ratificar al equipo de comisarios en su conjunto, podría votar en contra si no hay suficientes mujeres.

La presión desde el hemiciclo ha comenzado. La presidenta de la comisión parlamentaria de Derechos de la Mujer, la española Iratxe García, confirma que los Gobiernos se arriesgan a un voto negativo de la Eurocámara, a la que sólo se le permite votar los nombramientos en un paquete y no comisario a comisario.

"Las mujeres estamos presentes en la vida académica, económica y política, pero siempre nos topamos con el techo de cristal, que es invisible pero que nos impide llegar a puestos de alta responsabilidad", lamenta la eurodiputada socialista, recién elegida secretaria para la Unión Europea del PSOE. "Tenemos más profesoras que profesores universitarios, pero ¡echa un vistazo a los rectores!", explica en conversación telefónica con El Huffington Post.

"Juncker está preocupado y con razón, porque desde el Parlamento Europeo vamos a hacer mucha presión. Hace cinco años, tampoco había más que dos o tres mujeres y conseguimos elevar esa cifra", añade.

La advertencia fue explicitada también por el presidente de la Eurocámara, Martin Schulz, en su primera reunión de la legislatura con los jefes de Gobierno de los 28. "No aceptaremos un club de hombres", dijo el 16 de julio.

También las comisarias actuales han pedido una importante presencia de mujeres. Androulla Vassiliou, titular de Cultura y Juventud, abanderó la redacción de una carta firmada por ella y sus compañeras, según informa The Wall Street Journal. En la misiva reclamaban 10 o más mujeres, algo que en estos momentos parece ciencia ficción.

UNA INFRARREPRESENTACIÓN EVITABLE

Esa cifra podría alcanzarse fácilmente si los Gobiernos hubieran seguido las recomendaciones venidas del Parlamento Europeo. "Si cada país hubiese propuesto un hombre y una mujer, Juncker habría tenido mucho más margen de maniobra para un colegio de comisarios paritario", recuerda la presidenta de la comisión de Derechos de la Mujer.

Hace dos años, la Comisión propuso que en los Consejos de Administración de las grandes empresas hubiese un 40% de mujeres. La propuesta está ahora bloqueada, ya que el Parlamento Europeo quiere que sea vinculante e incluir un régimen sancionador. Por su parte, los Gobiernos piden que se quede sólo en una mera recomendación.

En la propia Eurocámara, la paridad avanza lentamente. Tras las elecciones del 25 de mayo, un 37% de los diputados son mujeres (41% en el caso de España), sólo dos puntos más que en 2009 y seis respecto a 2004.

Pese a todo, la presencia de mujeres en el hemiciclo es mucho mayor de lo que a priori será la Comisión, donde España tampoco pondrá de su parte con la más que probable designación de Miguel Arias Cañete, un candidato muy cuestionado por sus comentarios machistas.

(Sigue leyendo tras el vídeo)

Por el momento, la ausencia de mujeres ya está siendo objeto de crítica en blogs satíricos como el que ha 'maquillado' a algunos de los varones llamados a ser comisarios los próximos cinco años.

berlaymonster