POLÍTICA

Los pobres no son "los sin dientes" para Hollande sino "los frágiles, los modestos, los humildes..."

05/09/2014 19:05 CEST | Actualizado 05/09/2014 19:05 CEST

François Hollande se ha defendido de su exnovia. El presidente de Francia ha contestado a las críticas lanzadas por Valérie Trierweiler en su libro Gracias por ese momento.

"No aceptaré jamás que se pueda cuestionar el compromiso de toda mi vida, de todo lo que ha fundado mi vida política, mis compromisos, mis responsabilidades, los cargos que he ejercido", ha afirmado en una conferencia de prensa al término de la cumbre de la OTAN en Newport (Gales).

La obra de Trierweiler, con una tirada de 200.000 ejemplares y que ya ha agotado sus existencias en la mayoría de los puntos de venta, cuenta su versión de la relación y su ruptura sentimental con el presidente, pero ataca también a su imagen pública al desvelar su supuesta hipocresía y su obsesión con los sondeos.

Uno de los extractos que más repercusión ha alcanzado en Francia es cuando la periodista revela que Hollande desprecia en privado a los más desfavorecidos y se refiere a los pobres como "los sin dientes", una expresión que se ha vuelto viral en las redes sociales.

"No dejaré que se cuestione la concepción de mi acción al servicio de los franceses y la relación humana que tengo con los más frágiles, los más modestos, humildes, pobres, porque estoy a su servicio y porque esa es mi razón de ser", ha indicado el presidente galo.

Hollande ha subrayado que "la función presidencial debe respetarse", no para defender a la persona que esté al frente de Francia, sino porque respetar esa función, en su opinión, es preservar las instituciones del país.

El jefe del Estado francés se ha defendido también de quienes plantean dudas sobre su continuidad en el poder ante el elevado nivel de impopularidad que arrastra en las encuestas, que está en mínimos históricos desde comienzos de 2013.

"Fui elegido para cinco años. Estoy a mitad de mandato y no hay sondeo, por difícil que sea, que pueda interrumpir el mandato que da el pueblo al presidente de la República", ha dejado claro Hollande, que ha destacado también que su deber no es ceder a la presión, sino solucionar "las grandes cuestiones" que se le presenten a Francia.

TE PUEDE INTERESAR...