POLÍTICA

'Misión Barcelona': la lucha electoral sin precedentes por el ayuntamiento

28/12/2014 21:54 CET | Actualizado 28/12/2014 21:54 CET
EFE

Barcelona 2015. No es la próxima cita deportiva, sino la lucha electoral más apasionante que se recuerde en la capital catalana de cara a las próximas municipales.

No hay favoritos, todo indica que el mapa electoral va a cambiar por completo, nadie se atreve a vaticinar quién ganará. Por ello, los partidos están en plena ebullición diseñando sus campañas y conformando las candidaturas. El objetivo: Plaça de Sant Jaume, número 1.

Dominada por los socialistas durante 32 años, CiU dio la campanada por primera vez en las pasadas elecciones de 2011 y el histórico dirigente nacionalista Xavier Trias consiguió el bastón de mando. La federación se convirtió en la primera fuerza en el ayuntamiento con 14 concejales, mientras que el PSC pasó a ser el segundo partido con 11 asientos. Detrás quedaban PP (9), ICV-EUiA (5) y Unitat per Barcelona -formada por ERC, Reagrupament y Democracia Catalana-, con 2.

Diversas encuestas publicadas desde el verano evidencian un futuro ayuntamiento muy dividido, fragmentado, como un puzle, y con un horizonte de difícil gobernabilidad. Y es que los sondeos vaticinan la entrada -y no por la puerta pequeña- de nuevas formaciones como Guanyem -la plataforma en la que está implicada Ada Colau, exportavoz de la PAH-, la CUP y Ciudadanos. No hay tiempo que perder.

LA ESTRATEGIA DE CIU

En las filas de CiU ya están acostumbrados a un escenario complicado de pactos. Han sacado adelante el ayuntamiento durante estos años con acuerdos puntuales con el resto de formaciones. Encaran este período “seguros de poder gobernar de nuevo” el consistorio y “convencidos de que la gente valorará positivamente estos cuatro años”, según confiesa a El Huffington Post el primer teniente de alcalde de la ciudad, Joaquim Forn.

“Estos años no han sido fáciles, teníamos la mayoría, pero es verdad que hemos tenido que gobernar buscando el consenso con diferentes partidos , en algunos momentos con el PP, en otros con el PSC. No hemos tenido excesivos problemas para ir aprobando los presupuestos y otras normas de gestión municipales”, reflexiona.

(Sigue leyendo después de la imagen)

xavier trias

Xavier Trias

El escenario de difícil gobernabilidad a partir de mayo del año que viene se puede convertir precisamente en un argumento para CiU. “Hemos demostrado voluntad de entendimiento y de buscar consenso. Es verdad que hay un debate entre los partidos de izquierdas, pero tendrá poca repercusión en el votante de CiU”, explica.

El ‘número dos’ de Trias afirma que siguen con “atención” la irrupción de nuevas formaciones, pero entiende que el discurso de Guanyem y de la CUP no va dirigido en principio a sus votantes de CiU, que se mueven en un espectro entre el centro-izquierda y el centro-derecha.

En la federación catalana trabajan con la hipótesis de que serán de nuevo el partido más votado y que no bajarán de los actuales 14 concejales. Sus principales bazas, según dice Forn, es que han llegado con el resto de partidos a “acuerdos importantes”, que la ciudad de Barcelona “no se ha parado” a pesar de la crisis, las “políticas sociales” llevadas a cabo y que está “funcionando muy bien en general” en temas como limpieza y seguridad.

¿Puede chocar la figura de Trias con los nuevos rostros de los otros partidos? “Lo que es un valor para nosotros es la experiencia y la seguridad de Trias y su solvente equipo de saber afrontar los retos que tiene la ciudad”, contesta Forn.

GUANYEM SALE “A GANAR”

En la nueva fase que afronta Barcelona tendrá una de las voces más potentes Ada Colau. Ella es una de las promotoras de la plataforma Guanyem, que se encuentra en pleno “proceso de confluencia”. La candidatura se está construyendo en estos momentos y van bien las negociaciones para que en ella se incluyan ICV-EUiA, la facción de Podemos en la ciudad (la formación no se presentará con su marca propia en las locales y Pablo Iglesias se ha reunido personalmente con ella para pactar) y Procés Constituent (el movimiento impulsado por la monja Teresa Forcades).

“Estamos en la fase de cerrar la confluencia, uno de los elementos principales que hemos hecho es aprobar un código ético”, explica Gala Pin, una de las portavoces de Guanyem. Llevan tiempo trabajando los ejes temáticos con expertos y colectivos y ahora están desplegando 16 grupos por los distintos barrios “para salir con fuerza y ganar el ayuntamiento”.

pablo iglesias colau

Ada Colau y Pablo Iglesias

Pin aclara que hay algo más de mil personas trabajando en el “día a día” de Guanyem. Una vez concluya el proceso de confluencia se dará el pistoletazo de salida de las primarias y esperan tener su cabeza de lista para finales de enero o principios de febrero. “A pesar de que ninguno discutimos el liderazgo de Colau, será sometido también a validación, tiene que ser decidido de manera amplia, es imprescindible por la filosofía con la que sale Guanyem”, asevera.

¿Con qué espíritu concurre Guanyem? “Salimos a ganar”, contesta de manera tajante Pin, quien no se atreve a hacer un pronóstico de concejales, pero que reconoce que se les ha recibido “con muchas expectativas". "No solo por parte de la gente humilde y trabajadora, sino que hay mucha otra que quiere un cambio en la ciudad de Barcelona”, resalta.

Ante las críticas que aparecen sobre su falta de experiencia de gestión, desde Guanyem recuerdan que “es difícil hacerlo peor que ahora, hay una crisis social y económica galopante, hay casos de corrupción cada día como la marina de lujo de Port Vell, vinculada al blanqueo de capital de la manifa rusa literalmente”. “Muchos venimos del activismo social y nos hemos encontrado además que mucha gente que trabaja en el ayuntamiento o conoce la administración por dentro nos ha llamado para brindar sus servicios de una manera discreta”, revela.

Pero en este camino lo que no han conseguido es unir fuerzas con la CUP. ¿El problema? La presencia más que probable de ICV en la candidatura. Los ecosocialistas han formado parte de gobiernos del PSC y la CUP no estaba dispuesta a compartir lista. “Mostraron sus reticencias por Iniciativa, pero nosotros pensamos que en este momento de emergencia y cuando se esté de acuerdo en los objetivos no podemos excluir”, dice Pin.

EL RETO “TOTAL” DE ERC

Las encuestas reflejan un salto bestial de ERC, que podría disputarle directamente la alcaldía a CIU. Fuentes del partido califican de “reto total pasar de ser la última fuerza a la primera” en el ayuntamiento. Ellos ven la suya, la de Trias y la de Guanyem como las candidaturas “con margen de victoria”.

Los republicanos tienen la intención de ir a por todas en Barcelona y para ello han elegido en primarias a Alfred Bosch, el actual portavoz de ERC en el Congreso de los Diputados. Ven a CiU desgastada: "ha hecho cosas, pero tienen bastantes problemas”, señalan las fuentes. En su opinión, hay una ciudad “a dos velocidades con barrios de primera y otros de segunda con dramas como los desahucios”.

alfred bosch

Alfred Bosch

“El independentismo ha entrado también en la ciudad”, consideran desde el entorno del candidato, que es unas de las principales caras de lo que se conoce como el ‘independentismo amable’. Frente al “enigma” de Guanyem, ERC quiere convertirse en el referente de la izquierda “como la derecha tiene a CiU”. Por ahora, Bosch está compaginando su trabajo en el Congreso con actos en Barcelona. Su campaña se basará principalmente en la “proximidad”, en el “barrio a barrio”. “Acercar la ciudad a las personas” será uno de los ejes de su estrategia.

Y siempre con el ojo puesto en un posible adelanto electoral de las autonómicas.

EL INTENTO DE REINVENCIÓN DEL PSC

El PSC no sale bien parado en las últimas encuestas y podría descender hasta la cuarta posición, según un estudio encargado por El Periódico. Los socialistas barceloneses han intentado reinventarse en el último año y han elegido a Jaume Collboni en primarias como su ‘número uno’ para la lista.

“Nosotros salimos a ganar”, subraya Collboni, quien cree que el PSC tiene una “muy buena carta de presentación” y los ciudadanos los identifican como los “autores materiales de la Barcelona que hoy conocemos, de éxito, de proyección internacional, equilibrada socialmente y cohesionada”.

Collboni dice que esas encuestas son “normales en la medida que se hacen en el contexto del debate independentista” antes del 9-N y “había una polarización muy clara en Cataluña en esos momentos”. “Estamos convencidos de que conforme nos acerquemos a las elecciones eso cambiará, al final tiene que ver muchos con los candidatos, la propuesta, la solvencia”, apostilla.

pedro sánchez jaume collboni

Pedro Sánchez y Jaume Collboni

Dice que ese escenario de difícil gobernabilidad que se dibuja a partir de 2015 ya “se da ahora”. “Va a haber una fragmentación en el mapa político, por lo que hará falta diálogo y capacidad de llegar a acuerdos”, confiesa el político socialista, quien a la vez recuerda que en la ciudad “hay una cultura muy aceptada de coaliciones”. En el PSC, agrega, dan por seguro que nadie va a conseguir una mayoría absoluta.

En este nuevo escenario que se se avecina, Collboni cree que puede ser alcalde si consigue reeditar los actuales 11 concejales al estar abocado el ayuntamiento a una fragmentación. En este punto, subraya que en estos comicios irrumpirán “nuevas formaciones tanto en el ámbito de la izquierda como en el de la derecha, ya que se presenta Ciudadanos”.

Collboni, que presume de que ahora el partido está más cohesionado en Barcelona tras las primarias que ganó (“mano de santo”), está planificando una campaña que se centrará en el “día a día” de la gente porque en “Cataluña llevamos mucho hablando de soberanismo mientras se recortan derechos y presupuestos sociales”.

EL DUELO ENTRE EL PP Y CIUDADANOS

Si la izquierda se prepara para una lucha brutal entre sus votantes, la derecha no independentista librará la suya particular: PP vs. Ciudadanos.

El partido de Albert Rivera llevará como cabeza de cartel a su portavoz en el Parlament, Carina Mejías. Casualidades… esta política viene de las filas del PP catalán, donde ocupó un lugar destacado en la época que estuvo dirigido por Daniel Sirera. Fue precisamente concejala ‘popular’ durante unos años en el consistorio barcelonés y estos días ya lucha por ser la primera representante de la historia de Ciudadanos.

Peleará directamente por los votos contra sus excompañeros, que estarán liderados con casi toda seguridad por Alberto Fernández -en todo el partido están a la espera de Mariano Rajoy-. Los populares se aferrarán durante la campaña a un posible avance de la economía durante los próximos meses.

El concejal del PP Eduardo Bolaños afirma que salen también con la intención de conseguir que “Barcelona no sea el estilete del independentismo y la punta de lanza de los planes de Artur Mas”. Ellos apuestan por una “ciudad abierta y que sea una gran capital de España”.

alberto fernández

Alicia Sánchez-Camacho, Mariano Rajoy y Alberto Fernández

“Entendemos que el papel que pueda tener Ciudadanos en el ayuntamiento ya lo cubre el PP… y con buena nota”, sentencia este concejal, que recuerda que el partido de Rivera “hasta la fecha lo ha intentado y no lo ha conseguido”. “Intentarán tener su espacio. En algunos casos serán limítrofes con el PP y en otros con el PSC. Ellos harán su campaña y nosotros la nuestra. Si defienden el tema de la lucha contra el independentismo, nosotros ya llevamos haciéndolo mucho tiempo”, insiste.

¿Sobrevivirán los populares tras estos tres años de Rajoy en La Moncloa? “La marca afecta para bien o para mal. Confiamos en que la recuperación económica va a ser intensa, la gente comprenderá que se han cometido errores, pero también aciertos. Si las cosas empiezan a mejorar, pues algo tendrá que ver también el Gobierno”, comenta.

Cada uno afina su mensaje. La ciudad condal se prepara para ser el escenario de una de las contiendas electorales municipales más reñidas que se recuerdan. Arranca la ‘misión Barcelona’.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

OFRECIDO POR NISSAN