POLÍTICA

La Fiscalía da por probada la existencia de una 'caja B' en el PP

17/01/2015 10:25 CET | Actualizado 17/01/2015 10:25 CET
Getty

La Fiscalía de la Audiencia Nacional apunta en su escrito de acusación sobre el 'caso Gürtel' que el PP tenía una "contabilidad paralela" o "caja B" constituida por "donativos que incumplían la normativa de financiación de los partidos políticos y que eran efectuados por personas relacionadas con entidades beneficiarias de importantes adjudicacones públicas".

En el escrito provisional de acusación del Ministerio Público sobre la "primera época" de actividades de la trama Gürtel (1999-2005), las fiscales Concha Sabadell y Concha Nicolás apuntan que el extesorero del PP Luis Bárcenas, para el que pide 42 años y medio de cárcel, se quedó con 299.650,61 euros que procedían de esta contabilidad opaca, que gestionaba junto al también acusado Álvaro Lapuerta.

Así, entre los años 2001 y 2003, con el "consentimiento" de Lapuerta, prevaliéndose de su cargo en esta formación política y aprovechándose de la "evidente opacidad" que ofrecía esta "doble estructura contable", Bárcenas detrajo de la 'caja B' del PP al menos 150.050,61 euros que ingresó en una cuenta del Dresdner Bank de Ginebra (Suiza).

En 2005 y aprovechando las mismas circunstancias y el "secreto y ocultamiento" de esta doble contabilidad, el acusado se apropió de otros 149.600 euros que destinó, de conformidad con su esposa, Rosalía Iglesias, a la adquisición de "unos inmuebles", en referencia a una casa en las proximidades de la estación de Baqueira Beret que adquirieron en ese año.

EL PP DECIDIÓ INVERTIR EN LIBERTAD DIGITAL

Esta apropiación se produjo, según la Fiscalía, con motivo de la adquisición de acciones de Libertad Digital, que se decidió "en el seno de la formación política con el fin de colaborar con esa sociedad" y "ocultando el verdadero aportante de los fondos", que fue la esposa de Bárcenas.

En concreto, Iglesias se hizo el 29 de octubre de 2004 con un total

de 1.360 acciones del grupo mediático, que vendió el 15 de marzo de 2005 al trabajador del PP Francisco Yáñez, ya fallecido, por un valor de 149.600 euros que después no fueron reintegrados a "su verdadero propietario", en referencia a la formación política.

En este contexto, la esposa de Bárcenas realizó dos ingresos de 74.000 y 75.600 euros en la sucursal de Caja Madrid situada cerca de su domicilio, en la calle Príncipe de Vergara de la capital, que fueron utilizados para la adquisición del inmueble de Baqueira. Para ocultar estos ingresos a Hacienda, Iglesias declaró en 2005 que los 149.600 euros detraídos de la 'caja B' del PP provenían de rentas generadas por la transmisión de "elementos patrimoniales distintos de inmuebles o acciones".

SOBORNOS A CARGOS PÚBLICOS

El escrito de acusación también detalla que entre 1999 y 2009 el presunto líder de la trama 'Gürtel', Francisco Correa, lideró, con la asistencia de su número dos --el exsecretario de Organización del PP de Galicia Pablo Crespo, "un entramado societario y personal dirigido a enriquecerse ilícitamente con cargo a fondos públicos".

El origen de sus ingresos, según la Fiscalía Anticorrupción, procedía de la obtención de contratos públicos para sus empresas o las de terceros o bien mediante "el apoderamiento directo de fondos de entidades públicas".

Para ello, la red de Correa se valió del "soborno" a funcionarios y autoridades, la creación de una trama de facturas falsas y el establecimiento de entramados societarios con los que por un lado se obtenían contratos públicos vulnerando la normativa administrativa y por otro se ocultaba la procedencia ilícita de esos fondos.

ADEMÁS...

Bárcenas, de nuevo ante el juez