INTERNACIONAL

Entrevista de 'Vice' a Luz, dibujante de 'Charlie Hebdo': "Los dibujantes tenemos derecho a la irresponsabilidad"

04/02/2015 21:50 CET | Actualizado 04/02/2015 21:51 CET

“Así es el piso de un dibujante tras un ataque”, dice Renald Luzier “Luz” con una copa de vino en la mano mientras muestra su apartamento en penumbra a la reportera de Vice News: bocetos por doquier, ejemplares viejos de Charlie Hebdo, ceniceros atestados de colillas. Hoy se cumplen cuatro semanas del atentado contra la revista satírica francesa que costó la vida a 12 personas, ocho de ellos compañeros suyos.

“Llegué tarde a la reunión porque era mi cumpleaños y me entretuve en casa. Al llegar ví a dos tipos de negro que disparaban en mi dirección… esperé un poco y luego subí. En las escaleras había huellas ensangrentadas… luego me dí cuenta que era la sangre de mis amigos. Entré, les ví en el suelo. Nunca estás preparado para esto. Habría necesitado un cinturón para hacerles un torniquete, pero no lo llevaba. Ahora siempre lo llevo.”

Luz es el autor de la viñeta de Mahoma que provocó, en 2011, un ataque contra la sede de Charlie Hebdo: desde entonces vivían bajo amenazas y fuertes medidas de seguridad. “El humor no mata a la gente. Hay viñetistas aquí en Francia que dicen que no debemos ofender, pero si tenemos en cuenta todas las posibles ofensas, tendríamos que romper todas las viñetas”. En un momento de la entrevista, Luz muestra un ejemplar de un Charlie Hebdo “responsable”. Está lleno de viñetas… en blanco. “Nos reímos mucho haciéndolo. Los dibujantes tenemos derecho a la irresponsabilidad, y yo quiero seguir siéndolo, pero va a ser difícil”, reconoce.

Recuerda Luz los sentimientos encontrados durante la gran manifestación de París en solidaridad con la revista tras los atentados, bajo el lema “Je suis Charlie”. “Todos lloramos: estaba bien sentir que la gente nos apoyaba. Le dije al presidente Hollande, ya que iba a comer con todos esos jefes de Estado, que les pidiera que sus pueblos pudieran reírse de ellos a través de las viñetas o los periódicos. La ironía fue ver que detrás estaba el representante de Arabia Saudí, que ha encarcelado al bloguero Badawi y le flagelan todas las semanas… ¡no pueden decir “Je suis Charlie”!”

Luz revela también el sentido del titular del número especial de Charlie Hebdo que salió tras los atentados, y que tuvo una difusión mundial: el profeta Mahoma con lágrimas en los ojos bajo el titular “Tout est pardonné”, que ha dado pie a muy diversas interpretaciones.

“Era el mismo personaje que dibujé en 2011, el dibujo por el que atacaron nuestra redacción. Tuvimos un montón de problemas por tu culpa, le dije… Como tu creador, siento haberte hecho pasar por todo esto. Y él, como personaje, me estaba perdonando también: ‘ok, estás vivo, podrás seguir dibujándome’. Esta es la historia. La gente puede pensar lo que quiera, pero esta es mi historia.”