POLÍTICA

Las claves en 'blanco y verde' de las elecciones andaluzas

05/03/2015 21:39 CET | Actualizado 05/03/2015 21:39 CET
EFE

Andalucía ya está de campaña. Los partidos empiezan a pedir el voto desde la medianoche de cara los comicios que se celebrarán el próximo día 22. Unas elecciones diferentes a las celebradas hasta ahora, cuya repercusión superará la frontera de Despeñaperros.

Se han convertido en un auténtico laboratorio en un momento en el que el bipartidismo está de capa caída y las nuevas fuerzas emergentes -Podemos y Ciudadanos- amenazan con comerse una buena parte de la tarta.

¿Por qué se han adelantado?

Las elecciones andaluzas deberían haberse celebrado teóricamente en marzo de 2016, pues las anteriores tuvieron lugar en 2012. En votos ganó entonces el PP (encabezado por Javier Arenas), pero el PSOE e Izquierda Unida unieron sus fuerzas y le arrebataron la anhelada Junta.

La presidenta autonómica, Susana Díaz, ha decidido convocar las elecciones un año antes alegando falta de confianza con sus socios de Izquierda Unida, que tenían previsto celebrar un referéndum en junio sobre su continuidad en el Ejecutivo autonómico. Además, con este movimiento el PSOE aprovecha que Podemos todavía no tiene su estructura cerrada en la comunidad y que el PP no ha conseguido popularizar a Juanma Moreno.

¿Quiénes son los candidatos?

En apenas tres años la política andaluza se ha lavado la cara y una nueva generación de líderes -a los que la ciudadanía apenas conocía en 2012- ha tomado las riendas de la autonomía. Casi todos son novatos como ‘números uno’ en las listas.

- Susana Díaz (PSOE)

2015-03-05-1425572526-1163209-efefotosespana.9782457.jpg

La aspirante socialista se convirtió en presidenta de la Junta en septiembre de 2013 después de que José Antonio Griñán renunciara por sorpresa al cargo. De joven promesa ha pasado a ser el gran referente institucional del PSOE y en la ‘baronesa’ con más peso en el partido. La gran duda es si se le quedará pequeño el Palacio de San Telmo y dará el salto a Madrid para intentar conquistar Ferraz… y La Moncloa.

- Juanma Moreno (PP)

2015-03-05-1425573005-8916690-efefotosespana.9785316.jpg

El malagueño llegó a la cima del PP andaluz el pasado año tras la travesía en el desierto de los populares por la marcha de Javier Arenas y la etapa de interinidad de Juan Ignacio Zoido. El exsecretario de Estado de Igualdad -que tiene el apoyo de Javier Arenas y Soraya Sáenz de Santamaría en el partido- parte con la desventaja de ser poco conocido entre los ciudanos.

- Teresa Rodríguez (Podemos)

La profesora gaditana de 33 años es la primera líder del partido de Pablo iglesias que se enfrenta a unas autonómicas. Perteneciente al sector crítico de Podemos, ha dejado su escaño en el Parlamento Europeo para centrarse en la campaña andaluza. Licenciada en Filología Árabe, arrasó en las primarias con casi un 81% de votos. Su posición puede ser determinante a la hora de formar gobierno.

- Antonio Maíllo (IU)

2015-03-05-1425573181-5397922-efefotosespana.9754605.jpg

El cordobés se convirtió en coordinador regional de Izquierda Unida en junio de 2013 con el mayor apoyo de la historia y ganó el pasado año las primarias para ser el candidato. Muy cercano al círculo del candidato de IU a la Presidencia del Gobierno, Alberto Garzón, tiene el reto de que Podemos no devore a su formación, por lo que va a reivindicar que representa la “credibilidad” para ejecutar políticas de izquierdas.

- Martín de la Herrán (UPyD)

2015-03-05-1425573494-8332461-upd644x362.jpg

Este abogado jerezano se presenta por segunda vez al Parlamento andaluz. Compagina su actividad profesional en su despacho de abogados con su papel como coordinador autonómico de la formación magenta, a la que se afilió en 2008. Habla francés, inglés e italiano.

- Juan Marín (Ciudadanos)

2015-03-05-1425573641-851856-Capturadepantalla20150305alas17.40.21.png

El partido de Albert Rivera está encabezado en Andalucía por este teniente de alcalde de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz), donde da su apoyo al PSOE en el gobierno municipal. Nacido en 1962, se presentó a las elecciones municipales en 2007 con Ciudadanos Independientes de Sanlúcar y se alió con C’s en 2011.

¿Qué dicen las encuestas?

Todas dan como claro ganador al PSOE, aunque lejos de la soñada mayoría absoluta. El barómetro del CIS hecho público este jueves sitúa a Susana Díaz como vencedora, con diez escaños más que el PP, que se hundiría y perdería 16 sillones en el Hospital de las Cinco Llagas. Podemos irrumpe como tercera fuerza (21/22 parlamentarios) y Ciudadanos entraría por primera vez con 5. Izquierda Unida se desploma también y conseguiría entre cuatro o cinco (actualmente tiene doce).

El Estudio General de Opinión Pública de Andalucía (Egopa) del pasado mes de febrero también daba a los socialistas como vencedores con una ventaja de 6,1 puntos sobre el PP. Podemos asimismo aparece en este sondeo como tercera fuerza, con un apoyo del 14,9%.

¿Cuáles son los grandes datos de las elecciones?

El próximo día 22 están llamados a votar 6.496.685 andaluces para elegir a los 109 parlamentarios autonómicos. De ellos, 245.202 depositarán por primera vez su voto y 209.768 lo harán desde el extranjero (principalmente desde Argentina, Francia y Alemania).

En total se presentan 23 candidaturas y el día de los comicios 29.619 andaluces estarán en las mesas electorales. A la cita concurren -como candidatos titulares- 779 hombres y 753 mujeres.

¿Qué escándalos sobrevuelan?

Como en las elecciones de 2012, el caso de los ERE vuelve a centrar parte del discurso político. Pero este año se da la circunstancia de que los expresidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán han sido imputados por el Tribunal Supremo. Díaz y Pedro Sánchez dijeron que apartarían de su escaño a quienes fuera imputados, aunque han matizado ahora sus palabras y han puesto el listón en que el juez fije un delito para la imputación -algo que todavía no ha sucedido-.

Desde su llegada a la Junta, Díaz ha llevado a cabo una renovación en las caras de la Junta y sacó del Gobierno a algunos de los señalados por la jueza Mercedes Alaya como los exconsejeros Carmen Martínez Aguayo, Mar Moreno y Antonio Ávila. A todo esto se suman el fraude en los cursos de formación, otra trama ante la que intenta luchar Díaz con el mensaje de que será implacable con la corrupción.

¿Qué suponen a nivel nacional?

Andalucía es la comunidad más poblada de España y vital para quien quiera ganar las elecciones generales previstas para finales de año. En Ferraz están atentos porque es la última gran esperanza para no repetir el hundimiento del PASOK griego. Además, en clave interna, el futuro de Pedro Sánchez pasa en buena medida por Susana Díaz -que lo apoyó en la consulta del pasado julio pero que se ha distanciado considerablemente en los últimos meses-.

En el PP saben que el golpe en Andalucía puede arrancar un ciclo negativo para el partido. El presidente del Gobierno se va a volcar con Moreno porque fue una apuesta personal suya y respaldada por el sector de Soraya Sáenz de Santamaría frente a Antonio Sanz, el candidato que quería María Dolores de Cospedal. Si falla Moreno, ya le acecha el sector que encabeza en el PP andaluz la exalcaldesa de Fuengirola Esperanza Oña para que abandone.

Además, todos están muy pendientes de Podemos, que medirá por primera vez la fuerza que tiene realmente en las urnas. Una tercera posición les colocará ya como una realidad política, pero también desinflará la imagen del partido que puede superar al PSOE como fuerza principal en la izquierda.

teresa rodríguez

Teresa Rodríguez

¿Cómo se plantea la campaña?

La campaña del PSOE está pensada para y por la imagen de Susana Díaz, una marca que está más en alza que la del propio partido. Ella se ha mostrado en la precampaña su predilección por las pequeñas y medianas ciudades, principal granero de su partido. Pedro Sánchez será el líder nacional que menos vaya a Andalucía y protagonizará sólo dos actos con Díaz en Sevilla y Almería -provincia en la que veranea-.

En cambio, en el PP la plana mayor arropa estos días a Moreno para intentar ayudarle. El presidente del Gobierno tiene previsto estar junto a su candidato hasta en cinco ocasiones, mientras que Pablo Iglesias estará con Teresa Rodríguez en tres mítines. El último será en Sevilla, en el velódromo de Dos Hermanas, un espacio mítico para sus rivales socialistas.

Las banderas blancas y verdes ya están listas para que ondeen. Los mismos colores de las pulseras que lucen estos días Díaz y Moreno. Y todos afinan la voz para cantar el himno y gritar “Andaluces, levantaos”.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...




OFRECIDO POR NISSAN