INTERNACIONAL

Un hombre armado con una cuchilla ataca al embajador estadounidense en Corea del Sur

05/03/2015 08:35 CET | Actualizado 05/03/2015 11:16 CET

No ha sido grave pero sí escandaloso, porque ha corrido la sangre. Un hombre armado con una cuchilla de afeitar atacó a primera hora de la mañana del jueves al embajador de Estados Unidos en Corea del Sur, Mark Lippert, durante un evento en la capital del país, Seúl. El agresor le cortó la cara y la muñeca izquierda, y le provocó una hemorragia. Corea del Norte ha calificado el incidente como un "castigo justo", informa Reuters.

El embajador se encuentra en estado estable, según fuentes de la Embajada citadas por la agencia surcoreana de noticias Yonhap. El funcionario estadounidense, de 42 años de edad, se encontraba en el interior de un edificio en el que se iba a celebrar una conferencia, en el centro de la capital, cuando se produjo el ataque. Lippert fue trasladado de inmediato a un hospital cercano para ser atendido.

La viceportavoz del Departamento de Estado, Marie Harf, condenó firmemente el ataque y apuntó que la Embajada en Seúl se está coordinando con las autoridades locales. "No tenemos más detalles que compartir por el momento", agregó.

Por su parte, el portavoz del Ministerio de Exteriores surcoreano, Noh Kwang Il, expresó su "conmoción" por el ataque, que ha tildado de "imperdonable". Asimismo, ha prometido investigar en profundidad el suceso y tomar medidas severas en respuesta.

UN CASTIGO JUSTO

Las autoridades surcoreanas han identificado al atacante Kim Ki Jong, un activista pro norcoreano de 55 años de edad. En 2010, recibió una condena suspendida a dos años de cárcel por tirar un trozo de cemento al embajador japonés en Corea del Sur.

Un comunicado de la agencia oficial del norte KCNA ha calificado el ataque de "justo castigo para EEUU por instigar la guerra" y lo ha considerado una "expresión de resistencia" válida.

Fuentes de los servicios de Inteligencia de Corea del Sur han detallado que Kim visitó Corea del Norte en seis ocasiones entre 2006 y 2007 y que intentó erigir un altar en 2011 en Seúl en honor del fallecido líder norcoreano Kim Jong Il.

Según las informaciones disponibles, Kim -que ha sido detenido de inmediato- gritó varias consignas en contra de los ejercicios militares que realizan de manera conjunta Corea del Sur y Estados Unidos desde principios de esta semana.

La presidenta surcoreana, Park Geun Hye, ha afirmado que el ataque contra el embajador estadounidense es "un ataque contra la alianza bilateral". En las maniobras Key Resolve, que se desarrollarán entre el 2 y el 13 de marzo, participarán alrededor de 10.000 militares surcoreanos y 8.600 militares estadounidenses, según ha detallado el Comando de Fuerzas Combinadas (CFC).

Por otra parte, los aliados celebrarán los ejercicios de entrenamiento Foal Eagle, en los que se celebran maniobras por tierra, mar y aire, entre el 2 de marzo y el 24 de abril. En los mismos serán movilizados 200.000 militares surcoreanos y 3.700 militares estadounidenses.

Cinco países -Australia, Canadá, Dinamarca, Francia y Reino Unido- participarán en estas maniobras, mientras que la Comisión Neutral de Supervisión monitorizará los ejercicios para garantizar que no violan el armisticio alcanzado tras la Guerra de Corea (1950-1953).

lippert attacked 2

NOTICIA PATROCINADA