POLÍTICA

Cospedal: "No me planteo dejar mi cargo de secretaria general del PP"

11/03/2015 12:26 CET | Actualizado 11/03/2015 13:37 CET
EFE

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ni se se plantea dejar su cargo en la formación conservadora. Mucho menos, ha dicho, en un año electoral. De esta forma ha zanjado la posibilidad de que dejase de compatibilizar su cargo con el de presidenta de Castilla-La Mancha, pese a que ayer dejó caer esta idea. Menos de 24 horas después matiza: sólo dijo "una obviedad" al señalar que abandonar ese puesto era "una opción".

"Dije que mi puesto, como siempre, está a disposición de mi partido, y por lo tanto que era una opción, dicho lo cual, yo ni me he planteado ni me planteo dejar mi responsabilidad como secretaria general, y más en un año tan importante para mi partido y sobre todo para España", ha zanjado. Eso sí, ha admitido que esas palabras han causado "revuelo" y lo ha atribuido a que "los medios necesitan temas".

Además, ha dejado claro que en ejercer como presidenta regional y 'número dos' del PP no hay un problema de compatibilidad, sino sólo de "poder hacerlo compatible". A su juicio, ella ha podido compaginar ambos cargos de manera que "no le ha ido mal al PP".

"Lo he hecho lo mejor que he podido y tengo la suerte de ser secretaria general de un partido fantástico", ha afirmado, recordando que otras muchas personas en otros partidos compatibilizan cargos en partidos y gobiernos. En su opinión, el único problema es el de su "condición personal", puesto que sus cargos la llevan a "trabajar muchas horas" al día y apenas tiene tiempo libre. "Pero esa es una condición que yo asumo", ha remachado.

Escucha la entrevista a Cospedal en Onda Cero.

NO HAY FRICCIONES

Por otro lado, ha asegurado este miércoles que no hay "problema ni fricción" en la elaboración de las listas para las elecciones en Madrid y ha dejado claro que tanto la candidata al Ayuntamiento, Esperanza Aguirre, como la aspirante a la presidencia de la Comunidad, Cristina Cifuentes, "tienen que estar acompañadas por personas que sean de su confianza".

"Es un tema de cajón", ha zanjado, en una entrevista en Onda Cero tras explicar que las candidaturas al Ayuntamiento y la Comunidad son de dos tipos distintos y tienen procedimientos y órganos de aprobación diferentes.

Por otro lado, ha opinado que el anuncio de Aguirre de que no pisará el Palacio de Cibeles y devolverá el Ayuntamiento a la Casa de la Villa puede ser "un signo de lo que quiere ser un Gobierno austero", pero también ha apuntado que el Palacio de Cibeles "es una sede muy representativa".

Cospedal ha admitido que ahora pueden empezar a aparecer propuestas "más o menos sorprendentes" para el resto pero cree que el asunto no es trascendente.

Y, preguntada si teme que Aguirre haga en campaña propuestas que no sean bien entendidas por todo el PP, ha replicado que ambas candidatas harán las propuestas "que sean mejor comprendidas" por los ciudadanos de Madrid y que en ello van a tener el apoyo de todo el partido. El interés de Aguirre, ha dicho, es ser alcaldesa de Madrid, y ese es el interés de todo el PP.

En todo caso, ha dicho que cree "firmemente" que las aguas del PP de Madrid han vuelto a su cauce, y que el partido tiene dos candidatas "magníficas", una "combinación ganadora" de la que está muy satisfecha.

La 'número dos' del PP ha insistido en que a la hora descartar como candidato al actual presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, no influyó la publicación de su conversación con dos comisarios sobre su ático en Estepona (Málaga).

UNA COSA ES SER PRESIDENTE Y OTRA CANDIDATO

Según ha dicho, si no se informó a González de la decisión hasta el último momento no fue "por nada en concreto", sino que así lo decidieron los órganos del partido, que optó por "usar esos tiempos" y actuar como se ha hecho siempre.

Para Cospedal, González es "un buen presidente de la Comunidad de Madrid, que está "resolviendo bien" una tarea en un momento complicado, pero ha añadido que "otra cosa es ser candidato".

Eso sí, ha subrayado que toda la gestión y la andadura de González no pueden "resolverse" sin más en un supuesto "caso Villarejo" que, además, esta "en los tribunales" puesto que el presidente madrileño ha denunciado la investigación de su ático. Cospedal, que ha respondido así a la pregunta de si el 'caso González' se convierte en un 'caso Villarejo', ha dejado claro que "no se puede equiparar una persona con la otra desde ningún punto de vista".