POLÍTICA

El Consejo de Ministros irrumpe en el último día de la campaña en Andalucía

20/03/2015 14:04 CET | Actualizado 20/03/2015 14:08 CET
EFE

Este viernes es el último día de campaña para las elecciones andaluzas. Los partidos tienen hasta las 12 de la noche para darlo todo, antes de la jornada de reflexión. El PP ha sacado toda la artillería para las últimas horas. A través del Consejo de Ministros se han anunciado dos medidas que se pueden leer con acento electoral andaluz y que le vendrán muy bien a su candidato, Juan Manuel Moreno, en el acto de cierre de campaña: un programa de cheques de formación para evitar "el fraude" en estos programas, y la apertura de convocatorias de trabajo para funcionarios, con 7.416 nuevas plazas y 3.834 de promoción interna.

Los dos ministros que las han anunciado -sin mencionar, obviamente, ni a Andalucía ni las elecciones- han sido casualmente dos andaluces, Fátima Báñez y Cristóbal Montoro. Ambos, muy involucrados en las campañas electorales en esta Comunidad Autónoma, arroparon a Manuel Arenas cuando salió al balcón tras conocerse los resultados de los comicios de 2012.

El nuevo modelo de formación, según ha explicado la ministra de empleo, la onubense Fátima Báñez, pondrá en marcha un proceso de evaluación permanente, y también "tolerancia cero contra el fraude", para que a partir de ahora, cada euro que va a formación se dedique a este asunto, como ha explicado.

El caso de los cursos de formación de Andalucía, junto al de los ERE, eran en potencia grandes amenazas a la reelección del PSOE al frente de la Junta de Andalucía. La lucha contra la corrupción ha sido uno de los ejes de la campaña, pero estos escándalos no han hecho peligrar el puesto de Susana Díaz, que encabeza todas las encuestas y promete medidas para controlarla. Ninguna tan sonora como esta que ha aprobado el Gobierno el viernes, que por cierto, ha tomado prestado el sistema de "cheques de formación" del programa económico de Ciudadanos.

Báñez ha explicado que para evitar el fraude habrá una Unidad especial de Inspección, dentro del ámbito de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, a la vez que se elevan las sanciones para las empresas que utilizan de manera irregular los fondos recibidos. La empresa que "lo haga mal" durante 5 años no tendrá recursos del sistema para seguir haciendo formación en el futuro.

También ha confirmado que habrá un sistema integrado de información entre Gobierno y comunidades autónomas para saber, en todo momento, "qué formación se está dando, qué personas se están formando, y en qué se está formando cada uno de los trabajadores".

EMPLEO PÚBLICO TRAS AÑOS DE RECORTES

Después de varios años con la contratación pública bajo mínimos, la mayoría de partidos en Andalucía se ha comprometido a aumentar la tasa de reposición y de paso, culpar al Gobierno por cortar el grifo. En eso que llega la Administración Central dos días antes de las elecciones y anuncia que multiplica por tres la oferta pública de empleo de 2014.

El jienense Cristóbal Montoro ha sido el encargado de anunciar la convocatoria de 7.416 nuevas plazas y 3.834 de promoción interna. La Administración General del Estado contará con 2.868 nuevas plazas: en la administración de Justicia se convocarán 1.350 plazas; en la Policía y en la Guardia Civil, 1.374 plazas y 820, respectivamente, la Agencia Tributaria, 230 nuevas plazas; y los funcionarios de la Administración Local con habilitación de carácter nacional, 50 plazas.

A estas nuevas plazas se añadirán las relativas a la oferta de empleo pública extraordinaria que también ha aprobado el Consejo de Ministros y que asciende a 724 plazas. De esta oferta extraordinaria, la Administración General del Estado contará con 190 plazas, la Agencia Tributaria con otras 254 plazas, los funcionarios de la administración local con habilitación de carácter nacional con otras 200 plazas y la justicia con 80 plazas más.

"El Estado tiene que tener la dotación de recursos humanos para prestar servicios públicos de calidad", ha dicho el ministro, quien ha considerado que España necesita "un Estado eficiente". De esta forma, ha dicho la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, durante la rueda de prensa posterior al Consejo, el Ejecutivo realiza "un esfuerzo destacado por mejorar algunos de los servicios públicos que dependen de la Administración General del Estado".