NOTICIAS

Cómo practicar inglés y no arruinarte en el intento

05/05/2015 10:59 CEST | Actualizado 05/05/2015 10:59 CEST
ISTOCK

Todos tenemos más que asumido que, para ascender en el mercado laboral, es necesario manejar con fluidez como mínimo una o dos lenguas extranjeras, y está claro que el idioma más demandado por excelencia sigue siendo el inglés. Pero a veces, a la hora de ponernos manos a la obra, cualquier excusa parece buena para postergarlo; sobre todo, la falta de tiempo y una economía nada boyante suelen ser las dos excusas más recurrentes.

Sin embargo, y una vez que leas este artículo, ya no servirá de nada poner la excusa de que no tienes suficiente dinero porque te vamos a dar cinco truquillos para que practiques inglés a tu aire y sin tener que gastarte ni un duro.

1.El gran maestro Internet

La red es un recurso increíble e inagotable para practicar el idioma, aunque debes tener cuidado porque no todo lo que se ofrece es fiable y válido. Aquí tienes algunas sugerencias: Verbling, te ofrece clases temáticas gratuitas en directo en las que puedes participar a través del Hangout de Google; Italki te da la opción de intercambiar idiomas con nativos, tú practicas tu inglés y ellos practican su español.

Otras reputadas webs como Duolingo y Busuu ofrecen aplicaciones para Android que puedes descargar en tu smartphone, de modo que podrás seguir practicando desde tu móvil en cualquier lugar y a cualquier hora.

2. Repeat, please

Si tu talón de Aquiles es la pronunciación, puedes practicar una y otra vez gracias a Forvo, una guía online de pronunciación gratuita. Podrás mejorar tu pronunciación, conocer la fonética y distinguir los distintos acentos gracias a esta plataforma colaborativa, donde usuarios de todo el mundo han creado un audio-diccionario con más de dos millones y medio de palabras. La pronunciación corre a cargo de nativos, no de máquinas, lo que hace el aprendizaje más valioso y real.

3. Cambia el chip

Un gesto tan simple como cambiar la configuración de idioma de español a inglés en todos tus aparatos electrónicos resulta mucho más eficaz de lo que piensas porque estás esforzándote en leer y comprender un idioma que no es el tuyo.

Ten fuerza de voluntad para no cambiarlos de nuevo a las primeras de cambio, verás que en un par de días aprendes a manejarte sin problemas y habrás añadido palabras nuevas a tu vocabulario.

4. Lee, escucha y mira en inglés

Leer libros en inglés es uno de los mejores recursos para incrementar tu vocabulario, pero a veces se hace pesado y se abandona la lectura a medias. Una buena idea para que esto no te ocurra es que elijas uno de tus libros favoritos y vuelvas a leerlo, pero esta vez en inglés. Conocer la trama te hará más sencilla la traducción y te motivará a no dejarlo.

Lo mismo ocurre con la música, las series o las películas. Si apuestas por escuchar a tu cantante preferido o por volver a ver esa serie que te atrapó, el esfuerzo será menor y obtendrás mejores resultados en tu listening.

5. Apúntate al couchsurfing

Si aún no conoces el couchsurfing, ya estás tardando en descubrir esta comunidad virtual de viajeros que ofrece un intercambio gratuito de alojamientos y experiencias entre personas de todo el mundo. Es una oportunidad genial para conocer gente nueva, aprender sobre sus países de origen y, por supuesto, practicar inglés sin parar.

6. Vete de bares

No se me ocurre un plan de afterwork o fin de semana mejor aprovechado que salir a tomar una caña a alguno de los bares que ofrecen reuniones gratis de intercambio de idiomas. En muchas ciudades, puedes encontrar locales que planifican en sus agendas estas citas multiculturales, una oportunidad muy divertida de mejorar en conversación y perder el miedo en un ambiente distendido.

Ahora que ya te hemos solucionado la parte económica, despréndete de tu pereza y empieza a poner en práctica estos sencillos trucos para aprender inglés.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

OFRECIDO POR NISSAN