POLÍTICA

Arranque de la campaña electoral: dónde y cómo empieza el camino hacia el 24-M

07/05/2015 09:59 CEST | Actualizado 07/05/2015 19:31 CEST

En la medianoche de este jueves arranca la campaña para las elecciones autonómicas y municipales del próximo 24 de mayo. Se abre la veda de pegada de carteles y los candidatos pedirán abiertamente el voto para sus partidos. Unos lo harán de forma tradicional, como el PP en Toledo, mientras otros se quedarán cenando en hoteles, como Ciudadanos. El PSOE se irá a una plaza emblemática del centro de Madrid y Podemos se quedará en un barrio de la capital, mientras IU, para desmarcarse de su federación madrileña, se desplazará a un antiguo convento en Zaragoza.

El Estado gastará 128 millones de euros en las municipales, y las autonómicas las financiarán cada comunidad. Por cada concejal obtenido, los partidos obtendrán 270 euros.

Así arrancarán los principales partidos la carrera hasta las urnas:

EL PP SE VA A TOLEDO

El PP pretende ser primera fuerza, aunque asume que perderá votos y tendrá que buscar pactos, previsiblemente con Ciudadanos -que será precisamente quien más votos les quite-, para gobernar. La protagonista de la pegada oficial de carteles populares será la secretaria general del PP y presidenta de Castilla-La Mancha, María Dolores de Cospedal, que estará en Toledo. Será el primer mitin de quince intensos días de campaña en los que Mariano Rajoy se volcará de lleno con más de una veintena de actos, aunque no estará en el arranque de Toledo.

En el plano autonómico, el PP confía en lograr mayoría absoluta en Castilla-La Mancha, La Rioja y Castilla y León, y mantener el gobierno mediante pactos en la mayoría de las autonomías que ganó hace cuatro años.

Los populares no han informado todavía de cuánto se gastarán en la campaña, pero han prometido publicarlo en su web.

PEDRO SÁNCHEZ SE QUEDA EN MADRID

Los socialistas aspiran a hacerse con la mayoría del voto progresista y, mediante pactos, superar al PP y poder gobernar en ayuntamientos y autonomías ahora en manos de los populares. El partido que lidera Pedro Sánchez asegura que sale a ganar en todas las plazas pero, en privado, muchos dirigentes socialistas reconocen que será complicado superar en votos al PP y convertirse en primera fuerza, especialmente por el ascenso de Podemos.

El líder de los socialistas pedirá el voto el jueves por la noche en la Plaza de la Villa de Madrid, junto a los candidatos a la Comunidad, Ángel Gabilondo, y el Ayuntamiento, Antonio Miguel Carmona. El 24-M será también el primer test de la dirección federal resultante del congreso del año pasado.

El PSOE ha asegurado que esta será una campaña con eventos más reducidos, y gastará siete millones de euros, un 40% menos que en 2011.

PABLO IGLESIAS PEDIRÁ EL VOTO EN HORTALEZA (MADRID)

Podemos afronta desde la noche de este jueves la campaña con dos objetivos claros: convertir estos comicios en "una primera vuelta" de las elecciones generales que tendrán lugar a finales de este año, y ganar la Comunidad de Madrid y la Comunidad Valenciana para convertir estas dos regiones en "avanzadillas" del "cambio" que aspiran a protagonizar desde La Moncloa.

Podemos arrancará la campaña con la tradicional pegada de carteles en el madrileño barrio de Hortaleza, del que es vecino José Manuel López, su candidato a la Comunidad de Madrid. El secretario general, Pablo Iglesias, y los otros dos principales dirigentes del partido y jefes de la campaña, Íñigo Errejón y Carolina Bescansa, se encargará de arropar al candidato madrileño en este primer acto.

El partido de Pablo Iglesias, a través de una campaña de microcréditos que devolverá cuando cobren las subvenciones a los partidos tras las elecciones, ha conseguido reunir un millón de euros para financiar su campaña electoral.

CIUDADANOS SE QUEDA EN CASA: BARCELONA

Ciudadanos (C's) inicia la campaña con el objetivo de completar su implantación nacional y convertirse en alternativa de gobierno. La formación de Albert Rivera pretende seguir aumentando el apoyo a su propuesta de "cambio sensato" frente a unos partidos tradicionales que, a su juicio, se resisten a ese cambio y a uno nuevo como Podemos al que reprocha que solo proteste y no se defina.

Rivera inaugura la campaña en Barcelona junto a la aspirante a la alcaldía de esta ciudad, Carina Mejías, y a otros candidatos municipales y miembros de la Ejecutiva en la cena de inicio de campaña en el Hotel Barceló Sants. Durante el acto intervendrán Rivera y Mejías y se proyectarán el spot de la campaña El Cambio y el vídeo electoral de la candidatura de Barcelona. Mientras, en Madrid, el candidato a la Presidencia de la Comunidad, Ignacio Aguado, presentará su programa electoral por la mañana, y por la noche participará en una cena en el Hotel Rafael Atocha junto a la candidata a encabezar el Ayuntamiento de la capital, Begoña Villacís, y al eurodiputado Javier Nart. A las doce de la noche, comenzará la pegada de carteles 2.0, que consiste en que usuarios de las redes sociales publiquen en sus perfiles la imagen del cartel de la campaña de Ciudadanos.

Ciudadanos contará con 2,2 millones de euros para financiar su campaña, que ha conseguido a través de créditos bancarios, aportaciones y donaciones privadas.

IZQUIERDA UNIDA SE VA A ZARAGOZA

Izquierda Unida (IU) afronta el 24-M con la esperanza de plantar cara a la fuerza con la que ha irrumpido Podemos en el mapa político español y mantener su presencia territorial. Además, confía en su "tirón" en los Ayuntamientos como una organización cercana a los ciudadanos. Su lema de campaña, Es tiempo de izquierda, pretende alejarse de la "ambigüedad ideológica'" que en ocasiones reprochan los dirigentes de IU al partido liderado por Pablo Iglesias, cuya aparición ha provocado un fuerte desgaste en la organización.

Para alejarse de IU Madrid, donde la Federación nacional ha chocado con la regional, la pegada de carteles la hará en Zaragoza, mientras que ha elegido Sevilla para el cierre de campaña, pese a que el Andalucía no se celebran elecciones autonómicas. La formación ha querido sin embargo enmarcar dentro de la normalidad la decisión de no celebrar su principales actos en Madrid y la ha situado en el marco de una campaña "novedosa" y "diferente".

IU ha destinado para la campaña municipal un presupuesto de 2,2 millones de euros, un 50% menos que en 2011.

UPYD LUCHARÁ POR SU SUPERVIVENCIA EN MADRID

Unión, Progreso y Democracia (UPyD) arranca este jueves en Madrid una campaña en las que se juega su futuro tras la crisis sufrida como consecuencia del mal resultado obtenido en Andalucía. La portavoz del partido, Rosa Díez, hará la tradicional pegada de carteles de inicio de campaña en la Puerta de Alcalá de Madrid, en un austero acto a pie de calle y lejos de los grandes mítines de los principales partidos. Con él, UPyD quiere recuperar el espíritu de 2008, las primeras elecciones a las que se presentó y en las que consiguió un escaño en el Congreso pese a los malos pronósticos de las encuestas y el masivo apoyo que aún reunían PP y PSOE.

La formación ha limitado a 100.000 euros su presupuesto para estas elecciones, una cifra muy lejos de lo que gastarán los grandes partidos nacionales y 15 veces inferior al de su competidor directo, Ciudadanos.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

OFRECIDO POR NISSAN