POLÍTICA

Madrid asiste al fin de dos décadas de mayoría absoluta del PP

24/05/2015 20:10 CEST | Actualizado 25/05/2015 05:36 CEST

Un sol con un halo raro acompañaba esta mañana a los madrileños a las urnas. Algunos veían en ese círculo del cielo de Madrid el presagio de un cambio.

Y el cambio llegó. Tras más de 20 años de mayorías en la Comunidad y el consistorio el PP ha perdido su poder absoluto.

En la Asamblea de Madrid, Cristina Cifuentes se ve abocada a pactar con Ciudadanos si quiere sumar los 65 diputados que necesita para alcanzar la mayoría absoluta. La candidata del PP ha conseguido 48 escaños (batacazo absoluto frente a los 72 que los 'populares' lograron en 2011). Ciudadanos, con Ignacio Aguado encabezando la lista, entra en el parlamento madrileño con 17 diputados.

En frente, Ángel Gabilondo mejora en un escaño los resultados del PSOE en 2011, con 37 diputados. Podemos irrumpe de la mano de José Manuel López, con nada más y nada menos que 27 concejales. Juntos sumarían 64 escaños.

En la alcaldía de la capital, Esperanza Aguirre gana por votos, pero asume que tendrá muy difícil gobernar. Con 21 concejales, la suma del PP con Ciudadanos no es suficiente. Begoña Villacís ha conseguido 7 sillas, por lo que juntas no llegan a los 29 ediles necesarios para controlar el ayuntamiento.

La esperanza de la izquierda se llamaba Manuela. El fenómeno Carmena fue cogiendo fuerza durante la campaña hasta movilizar a un electorado que le ha dado 20 concejales a la candidatura de unidad popular Ahora Madrid. La jueza ha sido aupada por los votantes madrileños a costa del PSOE e IU. El candidato socialista, Antonio Miguel Carmona, solo consigue 9 ediles frente a los 15 que logró Jaime Lissavetzky en 2011. Si se unen, llegarían la mayoría necesaria para hacerse con el bastón de mando en el consistorio de la capital.

El otro sacrificado por el cambio ha sido Izquierda Unida. Los que en 2011 fueran tercera fuerza, desaparecen tanto de la Comunidad como del Ayuntamiento. Ni el poeta Luis García Montero en la Comunidad ni Raquel López en el ayuntamiento han conseguido insuflar confianza entre un electorado que ha asistido a una lucha cainita en las filas de la federación.

UPyD se desploma en Madrid como en el resto de la geografía española: el magenta desaparece del mapa. Pierde sus 8 diputados en la Asamblea y no logra tampoco ningún edil en el ayuntamiento.

(Sigue leyendo después del gráfico...)

CIFUENTES PIDE "COLABORACIÓN"

Consciente de la fragilidad de sus resultados, la candidata del PP a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, ha pedido la colaboración de "todos" para conseguir un Gobierno "estable". Cifuentes no ha descartado "nada" en sus cábalas para gobernar, desde lograr ser presidenta gracias a la abstención de alguno de los partidos, a conseguir el apoyo de uno de ellos en "coalición".

(Sigue leyendo después del vídeo...)

Miraba con sus palabras a Ciudadanos. El candidato 'naranja' a la Comunidad, Ignacio Aguado, no se ha mojado sobre si apoyará a Cifuentes, pero ha asegurado que "no va a defraudar" a los madrileños que han apostado por su partido.

El exministro de Educación socialista, Ángel Gabilondo, no ha conseguido hacer posible el sueño de un Madrid de izquierdas dual, con Carmena en la alcaldía y él al frente de la Comunidad. Pero también ha invocado al 'cambio' en sus primeras palabras en la noche electoral: "no hace falta ser un experto para saber que algo ha cambiado".

Gabilondo ha reconocido la victoria de Cifuentes, señalando que a ella le corresponde la tarea de buscar la suma para gobernar. Sin embargo ha asegurado que desde el PSOE están "dispuestos a trabajar" para "configurar" esta mayoría si la candidata 'popular' no lo consigue.

(Sigue leyendo después del vídeo...)

Cambio también en las palabras del candidato de Podemos a la Comunidad de Madrid, José Manuel López. "El cambio se está produciendo", ha asegurado en una breve comparecencia junto a Pablo Iglesias donde se ha mostrado "contento" por los resultados que le sitúan como tercera fuerza antes de acudir al encuentro de Carmena para celebrar con ella la posible alcaldía.

CARMENA, A UN PASO DE CONSEGUIR EL BASTÓN DE MANDO

El careto de Aguirre era un poema. Tras conocer los resultados, la presidenta del PP de Madrid y candidata a la Alcaldía de Madrid, Esperanza Aguirre, ha declarado que seguirá defendiendo los valores del PP tanto si es alcaldesa como si un acuerdo entre otros partidos le obliga a ir a la oposición, consciente de que las urnas no le han dado las llaves del Palacio de Cibeles.

La apuesta fuerte de Rajoy para movilizar al electorado madrileño no ha sido suficiente. La propia Aguirre aseguraba durante su comparecencia que había "recibido el mensaje de los madrileños". Del 49,7% de los sufragios que logró el PP en 2011 se ha quedado en el 34,40%.

(Sigue leyendo después del vídeo...)

Mientras Aguirre comparecía con gesto serio, Carmena, la sorpresa de la noche, hablaba sonriente ante una multitud en las calles de Madrid entre gritos de "¡Manuela, Manuela!".

"Ha ganado el cambio. No ha ganado ni Ahora Madrid ni otras fuerzas políticas las que han conseguido el cambio. Habéis ganado vosotros. La victoria es vuestra", ha dicho ante miles de simpatizantes que se han acercado a la Cuesta de Moyano para escuchar su discurso mientras clamaban "¡Sí se puede!".

(Sigue leyendo después del vídeo...)

Para poder, Carmena depende de Carmona. La candidatura socialista ha quedado reducida a 9 ediles, los que necesita Ahora Madrid para investir a la jueza alcaldesa.

El socialista ha asegurado que los ciudadanos han planteado que "se pone fin a las mayorías absolutas y que comienza un tiempo político distinto". Sin decir específicamente que darán sus votos a la candidata de Ahora Madrid, Carmona ha afirmado que colaborarán "a la gobernabilidad de este Ayuntamiento" y que apostarán "por la transformación de la ciudad a favor de los madrileños" y por "un cambio tranquilo".

Han tenido que pasar 20 años para que Madrid asistiera a ese cambio. Los pactos decidirán qué tipo de gobiernos saldrán adelante en una región que deja atrás los mandatos en solitario.

Las caras de la derrota


TE PUEDE INTERESAR