POLÍTICA

Esperanza Aguirre dice lo del Gobierno de concertación era un "desiderátum imposible"

28/05/2015 10:57 CEST | Actualizado 28/05/2015 11:19 CEST
EMILIO NARANJO/EFE

Esperanza Aguirre tiene a todo el mundo desconcertado esta semana. Cada día dice una cosa, aunque contradiga la anterior. Este jueves ha afirmado, a través de Facebook, que sus declaraciones del miércoles, cuando ofreció un Gobierno de concertación que incluyese a Ahora Madrid "significaban un desiderátum imposible". "Ayer no hablé claro, por lo que comprendo que mis declaraciones hayan dado lugar a malentendidos y a confusiones". Su postura, asegura, es la que expresó el martes.

Aquel día Aguirre pidió a PSOE y Ciudadanos que se unieran a ella en el Ayuntamiento para "salvar el sistema europeo occidental" porque Podemos "utilizará el Ayuntamiento de Madrid como trampolín para ser la primera fuerza política en España y cambiar nuestro sistema democrático". Ese día le ofreció la alcaldía al Antonio Miguel Carmona, del PSOE. Todo porque no gobernara Ahora Madrid, liderado por la magistrada Manuela Carmena, para evitar "romper la democracia". La jueza le contestó que solo ha estado fuera del sistema democrático cuando no existía y luchó por él, y su respuesta fue muy aplaudida.

El miércoles, en unas extrañas declaraciones, planteó un Gobierno en el que participasen las cuatro fuerzas más votadas el pasado domingo, incluyendo esta vez a Ahora Madrid y obviando que el día anterior les había acusado de antidemocráticos, siempre y cuando retirasen sus propuestas de "construir soviets en los distritos". Su referencia a los soviets dejó a Twitter estupefacto, se convirtió en trending topic, y planteó muchas dudas sobre la lideresa.

LAS ACLARACIONES DE AGUIRRE

"Todo el mundo sabe que yo, con mis defectos y mis posibles virtudes, tengo la costumbre de hablar claro. Y ayer no hablé claro", ha dicho ahora, en un nuevo giro, la presidenta del PP madrileño. "Es evidente que, si mi propuesta del martes era la de iniciar conversaciones para dar la alcaldía a un representante de una fuerza que no represente una ruptura con el régimen constitucional, no tiene el menor sentido que el miércoles propugne un gobierno con la fuerza que sí está por acabar con el régimen actual". Nadie le discutirá eso.

El caso es que en el siguiente párrafo, vuelve a lo mismo, aunque esta vez evita hablar de "soviets" y afirma que es más un deseo que una posibilidad: "Mis palabras, influidas por la conversación que acababa de tener con Villacís con la que había comentado el programa de Podemos, significaban un desiderátum imposible, y es que si Podemos renunciara a todas sus propuestas disparatadas entonces sí que se podría llegar incluso a un gobierno municipal de concentración.

Y por si queda alguna duda: "O sea, que mi postura sigue siendo la misma que expresé con nitidez en la rueda de prensa del martes. Misma rueda de prensa en la que deje meridianamente clara mi disposición a no ser un obstáculo para la posible investidura del señor Carmona como Alcalde de Madrid".

Manuela Carmena, en una entrevista en la Cadena SER poco antes de que Aguirre publicase su texto en Facebook, ha afirmado que alguien cercano debería avisarle de que no está "a la altura de las expectativas". Sus declaraciones sobre los soviets le parecieron "una cosa tan pueril e infantil que no pude tener ningún tipo de calificación".

Manuela Carmena


TE PUEDE INTERESAR

Ve a nuestra portada Facebook Twitter Instagram Pinterest