POLÍTICA

PSOE y Podemos negocian ya en Aragón, pero no aclaran quién presidirá la comunidad

01/06/2015 17:54 CEST | Actualizado 01/06/2015 17:54 CEST
EFE

Comienza el encaje de bolillos en Aragón. Los secretarios generales de PSOE y Podemos en esta autonomía, Javier Lambán y Pablo Echenique, respectivamente, han comenzado ya a negociar para lograr un acuerdo de investidura de presidente de la comunidad, en una primera reunión en la que han evitado hablar de quién de los dos debería ser presidente.

Una semana después de las elecciones autonómicas, tras las que el PSOE consiguió 18 escaños frente a 14 de Podemos -con 21 del PP, 6 del PAR, 5 de Ciudadanos, 2 de CHA y 1 de IU- los dos líderes se han citado este lunes en las Cortes de Aragón para mantener una reunión con vistas a lograr un acuerdo, que posibilite un gobierno de izquierdas, y que ambos han calificado de "cordial", aunque Lambán ha ido más allá y ha dicho después que había sido "fructífera".

Hasta este lunes, ambos han demostrado sus diferencias respecto a quién de los dos debe someterse a la sesión de investidura, y por eso han rehusado conscientemente tratar el tema. Los dos han asegurado a los medios de comunicación tras la reunión que no se ha hablado de "sillones".

Lambán ha preferido ser prudente para no poner "piedras en el camino" en el proceso negociador y el líder de la formación morada ha asegurado que para Podemos no será "un obstáculo" ver "quién ocupa qué sillón" y que no se hablará de quién opta a ser presidente hasta que se hable de medidas.

NO HABRÁ GOBIERNO CONJUNTO ENTRE PSOE Y PODEMOS

No obstante, los dos han asegurado que su partido no estará en un gobierno presidido por el otro.

Echenique ha recordado que está "totalmente descartado" que Podemos entre en un ejecutivo del PSOE en cualquier punto de España y Lambán ha indicado que es algo que "ni siquiera se contempla" en este momento porque no es "razonable".

También han coincidido en señalar que lo importante son las políticas que se pongan encima de la mesa, que para el PSOE se concentran en tres cuestiones: la creación de una renta social básica, la aprobación de una ley de medidas contra la exclusión social y la recuperación de la manera más inmediata posible los servicios públicos de educación, sanidad y servicios sociales, "muy maltrechos" como consecuencia de los recortes del PP.

Mientras, Echenique ha recordado sus puntos clave para pactar, que son "claros": lucha contra la corrupción, rescate ciudadano a quien ha visto empeorar de manera "brutal" sus condiciones de vida y cambio del modelo productivo, además de una apuesta clara para combatir la despoblación.

SIN IMÁGENES DE LA REUNIÓN

Ambos líderes han reconocido que deben dotar a sucesivos encuentros de cierta premura porque el primer examen sobre el grado de acuerdo que sean capaces de alcanzar será el 18 de junio, cuando se constituya el Parlamento aragonés y, por tanto, se elija a su presidente y al resto de la Mesa de las Cortes.

Echenique también ha hecho gala de la transparencia con la que Podemos quiere que se desarrollen estos encuentros, para que "todo se haga público inmediatamente", pero la primera reunión se ha celebrado sin que los medios de comunicación pudieran tomar fotografías o imágenes de vídeo de los dos líderes juntos, por expreso deseo de la Mesa de Podemos (el órgano de dirección del partido).

Preguntado luego por este asunto, y si la decisión se corresponde con el deseo de transparencia, Echenique ha restado importancia al asunto y ha justificado que para poder hablar "tranquilamente" de las medidas que interesan a la gente, Podemos ha entendido que "no había que personalizar el evento".

"Se habla demasiado de quién es quién y de llamadas entre personas y poco de lo que hay que hacer", y por eso en Podemos han considerado "adecuado" que no hubiera una fotografía de Lambán y Echenique juntos.

Las caras de la derrota


TE PUEDE INTERESAR