Huffpost Spain

Operación contra la presunta financiación ilegal del PP en Madrid

Publicado: Actualizado:
GENOVA
EFE
Imprimir

Agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil se han personado este jueves en la sede del PP de Madrid para registrar el lugar en el que trabajaba el exgerente regional de los populares en Madrid, Beltrán Gutiérrez, en una investigación por cohecho y blanqueo de capitales y que apunta a una supuesta financiación irregular del partido en Madrid, según han informado a Europa Press fuentes de la investigación.

Las sospechas se centran en pagos realizados por el consejero de OHL Javier López Madrid al que fuera gerente del PP de Madrid hasta octubre de 2014, Beltrán Gutiérrez, quien abandonó el cargo tras el escándalo de las tarjetas black de Caja de Madrid, según las mismas fuentes, pero sigue siendo empleado de la formación, informa Europa Press.

La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, ha asegurado en una improvisada comparecencia de prensa: "No ha habido que yo sepa financiación ilegal en el PP de Madrid". Se trata de la tercera vez que la Guardia Civil se persona en la sede del PP madrileño en el marco de la causa que investiga la trama Púnica. En las dos ocasiones anteriores, los agentes acudieron para que se les facilitara los correos del exsecretario general del PP de Madrid Francisco Granados y por las facturas con empresas relacionadas con la red.

Las actuaciones de este jueves tienen relación con las investigaciones del Instituto Armado en torno a la Operación Púnica en la que se desarticuló una supuesta trama corrupta encabezada por el ex secretario general del PP de Madrid, Francisco Granados.

REGISTRO TAMBIÉN EN SU DESPACHO PARTICULAR

El juez ha ordenado cinco registros en el curso de la instrucción, entre ellos el del PP de Madrid -donde han revisado el ordenador con el que trabaja habitualmente- y el despacho personal de Gutiérrez, así como la casa del empresario de OHL, Javier López Madrid, yerno del también empresario Villar Mir.

Agentes de la Unidad Central Operativa del Instituto Armado (UCO) han accedido también al domicilio, así como a dos despachos personales del empresario Javier López Madrid, si bien una portavoz oficial de OHL ha especificado a Europa Press que no se han visto afectadas por estas actuaciones ninguna de las plantas que ocupa la constructora en su sede de Madrid, ubicada en Torre Espacio.

Fuentes de la investigación apuntan a que los registros han tenido que ser adelantados por el titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 tras la publicación estos días en un medio de comunicación de la existencia de esta parte de la investigación, que se encuentra bajo secreto de sumario.

Los registros habían terminado antes de las siete de esta tarde y no se espera que el juez ordene por el momento nuevas entradas, según fuentes de la Fiscalía Anticorrupción que no descartan que se puedan practicar nuevas diligencias en los próximos días tras analizarse los documentos incautados este jueves. De momento se descartan también detenciones en relación con estos hechos.

URGENCIA DEL JUEZ TRAS UNA FILTRACIÓN

La urgencia del magistrado habría obedecido a la publicación el pasado lunes en El Español de una información que apuntaba que la Unidad Central Operativa (UCO) investigaba la veracidad de unos apuntes requisados en una agenda de Francisco Granados donde se señalaban posibles cobros de comisiones ilegales al PP de Madrid. Aquí habría quedado constancia de que Javier López Madrid, yerno del empresario Juan Miguel Villar Mir y miembro del consejo de administración de OHL, habría abonado importantes cantidades de dinero.

Según este medio, el manuscrito de Granados reflejaba una serie de pagos junto a las letras "JLM", iniciales que los agentes atribuyeron de forma indiciaria a Javier López Madrid. Este extremo habría sido corroborado por el empresario David Marjaliza, testaferro del exvicepresidente madrileño, y que puso a los agentes en alerta sobre la existencia de esta agenda.

Según esta información, había anotaciones con "JLM" y otras con "me", en inglés, que correspondían al dinero detraído por el propio Granados, o con "B.G", correspondiente a Beltrán Gutiérrez, exgerente del PP de Madrid e investigado también por el caso Gürtel. También se mencionaba a Ignacio Palacios, al que la UCO sitúa como el "cobrador" de Granados.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Ve a nuestra portada Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter