NOTICIAS

Grecia inicia el proceso de deportación de inmigrantes a Turquía

04/04/2016 08:10 CEST | Actualizado 04/04/2016 09:26 CEST
AP

Los primeros emigrantes expulsados desde las islas griegas de Lesbos y Quíos han llegado este lunes en torno a la 08.20 de la mañana a bordo de dos barcos al puerto turco de Dikili, tras el acuerdo entre la UE y Turquía, según informa el diario Hürriyet.

Se trata de los dos primeros contingentes con un total de 202 personas, en su gran mayoría de nacionalidad paquistaní, y al menos dos refugiados sirios, que habían llegado ilegalmente a Grecia en los últimos días.

El acuerdo entre Bruselas y Ankara prevé la devolución de todos los refugiados y emigrantes ilegales de Grecia a Turquía, a cambio de traer a la Unión Europea (UE) de forma legal la misma cantidad de sirios.

Dikili es una ciudad de 40.000 personas en la provincia de Esmirna, donde Turquía ha desplegados unidades policiales y ha levantado carpas para registrar a los emigrantes y tomar sus huellas dactilares. Según la emisora NTV, Turquía ya ha identificado en sus campamentos a 5.000 sirios que serían candidatos para ser enviados de forma controlada y legal a la UE.

INCÓGNITAS

Al lado de las carpas esperan varias ambulancias y autobuses, pero no está claro aún a dónde se trasladará a los expulsados tras el obligatorio control de salud.

El ministro del Interior turco, Efkan Ala, prometió este domingo que los refugiados no se quedarían en Dikili, sino que se enviarían a campamentos en el interior del país.

Los 28 campamentos, tanto de tiendas como de casas prefabricadas, en las que Turquía aloja actualmente a 260.000 sirios y 10.000 iraquíes, situados en diez provincias del sur y sureste, cercanas a la frontera siria.

Ala subrayó también que quienes no sean sirios sino oriundos de países como Afganistán, Irak o Pakistán, serían enviados a centros de deportación para ser devueltos a sus países.

(Sigue leyendo después de la imagen...)

barco

Uno de los dos primeros barcos que ha partido este lunes desde Lesbos

Ewa Moncure, la portavoz de Frontex, la agencia europea de control de fronteras, ha afirmado que la mayoría de los deportados son ciudadanos de Pakistán y Bangladesh. Cada uno de ellos iba acompañado por un oficial de Frontex, si bien policías antidisturbios griegos han embarcado junto a ellos.

Las devoluciones se han iniciado después de que el Parlamento griego aprobara el viernes una enmienda para permitir la implementación del acuerdo UE-Turquía, que contempla la devolución de los refugiados e inmigrantes que lleguen a las islas helenas.

El acuerdo, ratificado por 169 de los 300 diputados griegos, pretende acabar con el ingente flujo de refugiados, después de que más de un millón de personas cruzaran Europa a través del mar Egeo el pasado año.

Grecia y Turquía se han visto obligadas a modificar su legislación para que empiece a funcionar el programa de devoluciones, que permitirá retornar a Turquía a todos aquellos inmigrantes que alcanzaron las costas helenas después del 20 de marzo.

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR) y varias organizaciones para la defensa de los Derechos Humanos han denunciado que el acuerdo no posee las garantías legales suficientes.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Ve a nuestra portada Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

Refugiados en Grecia