TENDENCIAS

¿Debo preocuparme si voy a correr una maratón? La respuesta de los expertos

12/04/2016 18:52 CEST | Actualizado 12/04/2016 18:59 CEST
EFE

El fallecimiento este domingo de dos participantes en una maratón en Castellón ha hecho saltar la preocupación entre muchos corredores aficionados. Los fallecidos, un hombre de 57 años y otro de 45, no eran debutantes en esta materia: ambos habían participado anteriormente en pruebas como ésta y de ahí que la lluvia de dudas haya sido mayor.

¿Debo preocuparme por mi salud cardiovascular si salgo a correr y participo en este tipo de pruebas? ¿Son frecuente estas muertes? ¿Cuándo debo hacerme un chequeo? Expertos en salud cardiovascular y medicina deportiva aclaran estas cuestiones.

CORRER NO ES MÁS PELIGROSO QUE OTROS DEPORTES

El Registro Nacional de Muerte Súbita en el Deporte establece que cada año se producen en España entre 150 y 200 muertes súbitas de deportistas (de élite o aficionados). El dato es relativo: no se puede decir que sea un número muy elevado, ni tampoco demasiado bajo.

Esta cifra se refiere a todos los deportes, y el ahora llamado running es sólo uno de ellos. De hecho, los datos no respaldan la teoría de que sea un deporte peligroso. Según recoge el registro, correr supone la tercera actividad con más casos de muerte súbita en España (13,3%) después del fútbol (22,2%) y del ciclismo (21,6%). "Esto no quiere decir que estos deportes supongan un mayor riesgo de muerte súbita. Lo que indica es que tienen mayor número de participantes y, por tanto, mayor número de casos de muerte súbita", explica Pedro Manonelles Marqueta, presidente de la Sociedad Española de Medicina del Deporte, a El Huffington Post.

Cada año se producen entre 150 y 200 muertes súbitas de deportistas en España. El 13,3% afectan a corredores.

Además, el 13,3% de 150 (muertes anuales) es 20 (runners fallecidos al año). Esto si se compara con la cantidad de carreras populares que se celebran cada fin de semana en España —sólo en la Comunidad de Madrid habrá 10 entre el 16 y 17 de abril— es bajo, pero la visión cambia si se tiene en cuenta el aparente buen estado de salud de todos los afectados. Estamos hablando de gente que practica deporte y está preparada para correr una larga distancia.

"Son noticias muy preocupantes. En primer lugar, porque se trata de muertes muchas veces de jóvenes, en segundo lugar, porque se supone que afectan a personas con un alto rendimiento deportivo y supuestamente sanas y, por último, porque reflejan la existencia de problemas graves que pueden tener consecuencias terribles", añade Manonelles Marqueta.

LA IMPORTANCIA DEL CHEQUEO

La Fundación Española del Corazón (FEC) señalaba en un informe publicado en octubre de 2015 que el 94% de las muertes súbitas que se producen en España son de origen cardiovascular. "La prevalencia de muerte súbita es mayor en aquellos deportistas aficionados aparentemente sanos que son desconocedores que sufren algún tipo de cardiopatía y, por tanto, someten a su cuerpo a ejercicios extenuantes sin ningún tipo de control", explicaba entonces la doctora Araceli Boraita.

Para evitar estos desenlaces, los especialistas insisten en la necesidad de controles periódicos. "Todo el mundo, no sólo las poblaciones de riesgo, debe hacerse un reconocimiento médico-deportivo que, por lo menos, debe incluir una historia clínica con investigación de antecedentes patológicos familiares y personales, una exploración por aparatos (especialmente cardiovascular), un electrocardiograma de reposo y, en mayores de 35 años, una prueba con electrocardiograma de esfuerzo", apunta Manonelles Marqueta.

Todo el mundo, no sólo las poblaciones de riesgo, debe hacerse un reconocimiento médico-deportivo", recomienda el doctor Manonelles Marqueta.

Tanto desde la Fundación Española del Corazón como desde la Sociedad Española de Medicina del Deporte insisten en la necesidad de concienciar a la población de estas revisiones. Según un informe de la primera, un 48,1% de los españoles no se lo ha realizado nunca, y sólo un 16,7% de los encuestados lo hizo en le último año. Parte de esto puede deberse a que la mayoría de las pruebas se hacen con seguros privados y no en la Seguridad Social.

HAY GRUPOS QUE LO NECESITAN MÁS

Muchos son ahora los que se preguntan qué pasaría si no se someten a un chequeo y si su vida corre peligro de no hacerlo. La respuesta es que esta práctica es aconsejable pero hay casos en los que son más importantes que otros.

"A partir de cierta edad y circunstancias sí debes llevar a cabo un chequeo", explica José Luis Palma, vicepresidente de la Fundación Española del Corazón. Con cierta edad, el especialista se refiere a gente de más de 35 años que lleva tiempo de inactividad, y por ciertas circunstancias se refiere a factores externos de riesgo —tabaquismo hipertensión, diabetes, obesidad...—, o antecedentes familiares. También hay que prestar especial atención si aparecen ciertos síntomas durante el deporte. Estos son dolor precordial (en el pecho), mareos, síncopes, disnea (dificultades al respirar) y palpitaciones.

"Por debajo de los 35 años, la muerte súbita suele producirse a causa de cardiopatías hereditarias, es decir con sustrato genético y que evolucionan a lo largo de los años, sin conocimiento del paciente. Sin embargo, a partir de los 35, la principal causa de muerte súbita es la cardiopatía isquémica, es decir, la enfermedad ateroesclerótica de las arterias coronarias", señalan desde la FEC.

LO PRIMERO NO ES UNA MARATÓN

Hay que ir poco a poco. Roma no se construyó en un día ni una maratón se debe preparar de la noche a la mañana. El cardiólogo José Luis Palma insiste en que el entrenamiento debe ser progresivo. No se pueden hacer 10 kilómetros el primer día, ni tampoco se debe aspirar a conseguir marcas de profesional en sólo unos meses. Mejor poco a poco.

maraton vigo

Desde la FEC apuntan que "la práctica del running requiere una adaptación progresiva y gradual del corazón que permita mejorar su función de bombeo sanguíneo para satisfacer las demandas musculares de oxígeno durante el ejercicio". La capacidad de mayor bombeo requiere un proceso de adaptación, ya que el músculo cardiaco tiene que hipertrofiarse fisiológicamente para ganar elasticidad y mejorar la función de contracción y relajación.

Además, el sistema circulatorio también requiere de un tiempo de adaptación progresiva, para conseguir que a través de la mejora de la elasticidad de las arterias y el aumento del número de capilares en cada músculo, se facilite el aporte de sangre y oxígeno necesarios para los músculos durante el ejercicio.

FALTAN CERTIFICADOS MÉDICOS

Tras lo ocurrido este domingo, o en la última edición de La Behovia (Guipuzkoa), también con un fallecido, muchos expertos apuntan la necesidad de que se exijan reconocimientos médicos para poder apuntarse a este tipo de pruebas. "Hay países donde hay que presentar certificados o realizar reconocimientos profundos para obtener la licencia federativa y para cualquier carrera popular", explica Manonelles Marqueta.

"En Italia, la ley es muy estricta y requiere un amplio reconocimiento, en otros, como Francia, se pide un certificado. En España llevamos tiempo reclamando reconocimientos médico-deportivos y ahora esperemos que las autoridades competentes decidan adoptar una medida similar", añade este especialista.

"Igual que los deportistas de élite se hacen un control cada año, un amateur también debería hacerlo. No son distintos unos que otros", apostilla Palma.

Trucos para no lesionarse al correr

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Échale un vistazo al Facebook de Tendencias. ¡SÍGUENOS!

Ve a nuestra portada   Facebook   Twitter Instagram Pinterest