Huffpost Spain

La atleta ciega más rápida del mundo: "No me conformo con quedarme a medio camino"

Publicado: Actualizado:
TEREZINHA GUILHERMINA
SUZANNE PLUNKETT/REUTERS
Imprimir

La pérdida de visión de Terezinha Guilhermina es cada vez mayor. Esta velocista brasileña padece retinitis pigmentaria desde que nació, una enfermedad que provoca un deterioro visual paulatino. Ya había perdido visión cuando se planteó por primera vez seguir su sueño y correr en competiciones hace 20 años, pero fue la falta de dinero —un problema con el que muchos brasileños se identifican— lo que más problemas le dio.

Para competir en eventos deportivos, Guilhermina necesitaba unas zapatillas de running adecuadas, un lujo que ella no se podía permitir en las décadas de 1990 y 2000. Aunque no fuera su primera opción, empezó a nadar porque, como explica ella misma, ya tenía bañador. Fue la hermana de Guilhermina quien, por el bien del deporte brasileño y de la historia de los Juegos Paralímpicos, pudo hacerse con unas zapatillas adecuadas para la rápida velocista.

Guilhermina, que va a participar en los Juegos Paralímpicos de este verano, es sin duda una de las que más posibilidades tiene de cautivar a los atormentados brasileños. Después de superar el récord del mundo de 100 metros lisos para hacerse con dos medallas de oro en los Juegos Paralímpicos de Londres 2012, Guilhermina entró en El libro Guinness de los récords como la mujer ciega más rápida del mundo.

Y no tiene intención de dormirse en los laureles.

"Creo que voy a entrar en la siguiente ronda de los Paralímpicos", asegura al HuffPost Brasil.

Nunca acepté lo poco que tenía. Sabía que, si fuera la mejor del mundo, todo cambiaría.

Guilhermina jura que seguirá teniendo una actitud ganadora hasta los Juegos Paralímpicos de 2020, incluso aunque ya sea algo mayor para competir (ya que tendrá 42 años cuando éstos se celebren en Tokio).

Como todo gran atleta, esta brasileña de 37 años se hace más fuerte a base de superar obstáculos. "Sé que mucha gente que no tiene nada puede llegar muy alto", explica. "Y yo nunca acepté lo poco que tenía".

La edición brasileña del HuffPost ha entrevistado a Guilhermina para hablar sobre los Juegos de Río de Janeiro, sobre sus inspiraciones y expectativas acerca del futuro de los Juegos Olímpicos.

terezinha guilhermina

Guilhermina compitiendo en la serie de 400 metros en T11 durante el segundo día del Open Caixa Loterías Atletismo Paralímpico de 2014 en el Ginásio do Ibirapuera, en São Paulo (Brasil). 25 de abril de 2014.


¿Cómo llegó el atletismo a tu vida?

Cuando acabé de estudiar Administración en un Centro de Formación Profesional no encontraba trabajo en ese sector, así que pensé en intentar registrarme para nadar [como atleta discapacitada] porque ya tenía bañador. Pero por aquel entonces ya quería ponerme a correr. En esa época, participé en una carrera para deportistas discapacitados en Betim [en la región metropolitana de Belo Horizonte]. Le pedí a mi hermana que me comprara unas zapatillas y empecé a correr. Las zapatillas no eran las más adecuadas, eran zapatillas de deporte normales.

Cuando empecé a correr, pude acabar una carrera de 5 kilómetros. Después de esa carrera, acabé la Pampulha Round [una carrera tradicional de 18 kilómetros] en una hora y media, una marca muy buena. Más adelante, ya podía participar en carreras de 21 kilómetros [la distancia de una media maratón internacional].

¿Cómo ha sido la preparación para los Juegos Olímpicos?

Ahora entreno en São Caetano [en Grande São Paulo]. Las sesiones de entrenamiento empiezan a las tres y acaban a las seis todos los días. Básicamente me he dedicado a comer, entrenar y dormir. No tengo tiempo para nada más.

Si tuviera que vivir mi vida otra vez, no cambiaría nada.

Eres una atleta con una gran repercusión mediática, ¿cómo te preparas psicológicamente para los Juegos? ¿Qué importancia tiene la mente para un velocista?

La comisión técnica cuenta con una psicóloga, María Cristina Nunes Miguel. He hecho ejercicios específicos para llevar mejor la ansiedad. Creo que la parte psicológica puede jugar a tu favor o en tu contra. Cuanto más domines esa parte, mejor será el rendimiento físico. No hay otra manera.

Me conozco muy bien y he conseguido mejorar mucho. Mis tiempos actuales son los mejores de mi carrera. Yo creo que voy a llegar a la siguiente ronda de los Juegos. Tendré 37 años en los Juegos de Río de Janeiro y, en los siguientes, 42. Pero jamás me inscribiría en una carrera con el freno de mano puesto. Y ahora no tengo pensado parar. Quiero llegar a los Juegos Paralímpicos a máxima velocidad.

Tu historia de superación comienza muy pronto: primero sufriste la pérdida de tu madre, luego tu padre se fue de casa y, por último, perdiste la totalidad de la visión. ¿Qué has hecho para conseguir estar en la cima del mundo de los deportes?

Sé que mucha gente que no tiene nada puede llegar muy alto. Y yo nunca acepté lo poco que tenía. Sabía que, si fuera la mejor del mundo, todo cambiaría. Siempre he sido una persona que no se conforma con quedarse a medio camino.

¿Te arrepientes de alguna decisión que hayas tomado a lo largo de tu carrera?

Si tuviera que vivir mi vida otra vez, no cambiaría nada. Haría todo exactamente igual, no me arrepiento de nada.

terezinha guilhermina

Guilhermina participando en la carrera de 100 metros en T11 durante la sesión matinal del sexto día del Campeonato Mundial de Atletismo Paralímpico en el Estadio Suhaim Bin Hamad en Doha (Catar), el 27 de octubre de 2015.


¿Cómo es la relación de una deportista con su guía? Debe de ser una relación muy estrecha, ¿no?

Así es. Tal y como yo lo concibo, nuestro trabajo es como el de la Fórmula 1. Para que todo salga bien, hay que tener un piloto excelente y un coche excelente. Es una colaboración y el respeto tiene que primar en la relación. El año pasado trabajé con dos guías distintos: Rafael Lazzarini y Rodrigo Chieridatto. Gracias a nuestra colaboración fui capaz de entender que podía mejorar aún más. Por ejemplo, para los próximos Juegos Paralímpicos, he tenido que mejorar la parte técnica y táctica. Ese es mi objetivo constante: mejorar siempre.

¿Qué opinas de la evolución de la infraestructura de los deportes paralímpicos? ¿Brasil puede sentirse orgulloso de estar en la élite del atletismo paralímpico?

Sin duda alguna, la infraestructura que ha ofrecido el Comité Paralímpico para los entrenamientos ha superado todas las expectativas que teníamos en 2012. La preparación profesional, el equipamiento, las sesiones de entrenamiento, los entrenadores… prácticamente todo ha mejorado. El Gobierno federal ha concedido becas de atletismo para garantizar el desarrollo profesional. Llevo 16 años siendo atleta y nunca habíamos estado tan preparados para competir.

¿Cómo crees que serán las próximas generaciones? ¿Seremos capaces de mantener el mismo nivel de competitividad?

Actualmente, tenemos las Paralimpiadas Escolares, que cuentan con más de 1000 atletas de 13 a 18 años. Es una de las mejores y mayores competiciones de este tipo. Hay competiciones de natación, de atletismo, de fútbol, de baloncesto, etc. Son muy completas. En Brasil los deportes paralímpicos —en todas sus categorías y modalidades— empiezan desde la base. Es la mejor manera de obtener resultados positivos. Todos pensamos que vamos por el buen camino.

Este artículo fue publicado originalmente en la edición brasileña de 'The Huffington Post' y ha sido traducido del inglés por Irene de Andrés Armenteros.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- Ceremonia inaugural Juegos Paralímpicos 2012: Stephen Hawking, protagonista del acto (FOTOS)

- Juegos Paralímpicos 2012: Sebastián Rodríguez, de los GRAPO a medallista paralímpico

- La nadadora paralímpica Teresa Perales gana su medalla 22 en unos Juegos e iguala la marca de Phelps

¿HAY ALGUNA HISTORIA POSITIVA A TU ALREDEDOR? AVÍSANOS

  • Sólo tienes que enviarnos un mail a participa@huffingtonpost.es y escribir "Así sí" en el asunto.
  • Si no quieres escribirnos, puedes dejar tu historia en los comentarios de esta noticia o por mensaje privado en Facebook.
  • Si no conoces a nadie, puedes ayudarnos compartiendo esta noticia.