Huffpost Spain

Gasol se plantea no ir a los Juegos de Río por el zika

Publicado: Actualizado:
GASOL
GTRES
Imprimir

Pau Gasol podría no ir a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro que se disputan este verano.

Y no por razones deportivas, sino sanitarias. El pívot español de los Chicago Bulls está preocupado por el virus del zika y está pensando en no acudir a la cita olímpica para preservar su salud y la de los suyos.

"No es un tema que me repercute sólo a mí, sino también a la gente con la que me relaciono", ha dicho Gasol este lunes. Al pívot catalán le preocupa también que repercuta en la expansión del virus por el mundo y reconoce que en EEUU, donde él juega, se habla mucho del tema. "Constantemente, hay mucha información porque es un tema que nos puede afectar a todos", ha indicado.

Gasol no es el único deportista que ha admitido su preocupación por el virus del zika. La tenista estadounidense y número uno del mundo, Serena Williams, reconoció este sábado que también se estaba planteando ir a los Juegos. "Es algo que tengo en mente. Tendré que ir muy protegida", afirmó.

Las reacciones de estos deportistas llegan días después de que un grupo de 150 científicos enviara una carta a la Organización Mundial de la Salud (OMS) pidiendo que los Juegos se cambiaran de localización o se aplazaran para prevenir la posible expansión del virus.

En respuesta, la OMS dijo que cambiar de sitio los Juegos no tendría repercusión sobre la expansión del virus. También se han mostrado contrarios los representantes del Comité Organizador de los Juegos, que ya han asegurado que no habrá ningún tipo de cambio.

RIESGOS PARA LOS FETOS

La fiebre por el virus de Zika es una enfermedad vírica que se caracteriza por fiebre moderada, erupción cutánea, cefaleas, artralgias, mialgias, astenia y conjuntivitis no purulenta, y aparece entre 3 y 12 días después de la picadura del mosquito portador. Una cuarta parte de los casos pueden ser asintomáticos, pero en los afectados la enfermedad suele presentar síntomas leves que pueden durar entre 2 y 7 días. Sus manifestaciones clínicas son a menudo similares a las del dengue.

La transmite principalmente el mosquito Aedes aegypti, el mismo que el dengue. Pero también hay casos de transmisión sexual (pues permanece en el esperma), perinatal (de la madre al feto) y sanguínea. No se transmite por la lactancia materna, pese a que la leyenda urbana dice que sí.

El virus causa una enfermedad leve, similar a la gripe, en los humanos, aunque recientemente se ha descubierto que puede causar anomalías congénitas en los fetos si la infectada está embarazada.

En noviembre de 2015, el Ministerio de Salud de Brasil estableció la relación entre el incremento de microcefalia en el nordeste del país y la infección por zika. La evidencia surgió tras un estudio que detectó la presencia del virus en muestras de sangre recogidas de un bebé que nació con microcefalia en Ceará y acabó muriendo.

TE PUEDE INTERESAR

- ¿Qué es el virus zika?

- Guía ilustrada para entender el brote del virus del Zika

- Virus del Zika, ¿nueva amenaza o alarma injustificada?