Huffpost Spain

El PP cierra filas en torno a Fernández Díaz y gira el foco hacia la autoría de la grabación

Publicado: Actualizado:
RAJOY FERNANDEZ DIAZ
REUTERS
Imprimir

Cierre de filas. Pese a la contundencia de las grabaciones en las que se escucha al ministro del Interior en funciones, Jorge Fernández Díaz, conversando con el director de la Oficina Antifraude de Cataluña (OAC), Daniel de Alfonso, y, según el diario Público, conspirando contra CDC y ERC, en el PP han apostado por arropar a su compañero de partido.

Uno de los primeros en salir en defensa del ministro ha sido el propio presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, quien asegura que "hay gente con ganas de organizar un problema donde no existe" y que Fernández Díaz ha dado "explicaciones muy claras" sobre las grabaciones.

Esas explicaciones han consistido en echar balones fuera y en situarse como "víctima" de un "atropello". Fernández Díaz cree que las partes de la conversación publicadas son "las que interesaban y convenían, fuera de contexto", y ha calificado de "repugnante" que hayan trascendido.

Pese a que Fernández Díaz reconoce en las grabaciones que Rajoy está al tanto de todo lo que se trata en esa reunión, éste ha negado haber sabido nada hasta ayer, cuando habló de ello con el ministro. Según el jefe del Ejecutivo, estos encuentros eran algo "absolutamente normal".

SANTAMARÍA NO SE CREE LAS GRABACIONES

Para su número dos en el Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, es "llamativo" que se publiquen estas conversaciones "dos años después" y precisamente a cinco días de las elecciones generales.

"Cuando se hacen públicas determinadas conversaciones, que no han tenido que ser grabadas y se hace de manera que yo no sé si es parcial, completa o incompleta, uno tiene que ser muy prudente antes de manifestarse. Veamos cómo se ha producido esa grabación, cómo son de verdad esas conversaciones, antes de llevar a cabo determinadas afirmaciones que me parecen muy gruesas", ha expresado.

Por su parte, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, considera "tremendo" que "los que están pidiendo explicaciones no se las pidan a quienes han grabado una conversación privada entre dos personas con cargos institucionales y que tienen como misión velar por la seguridad y el cumplimiento de la ley y que nadie se pregunte por ese tema".

Sin mencionar ni una sola palabra sobre el contenido de las grabaciones, Cospedal ha tildado de "gravísimo" que "se puedangrabar conversaciones privadas". "Y más sobre un asunto tan delicado como la lucha contra el fraude y la criminalidad", ha agregado Cospedal, quien cree que "un país democrático no se puede permitir" hechos "delictivos" como estos, ya que "ponen en riesgo la seguridad de todos".

"¿DE QUÉ VAN A ESTAR HABLANDO?"

Otro compañero del Consejo de Ministros, el titular de Hacienda en funciones, Cristóbal Montoro, también ha respaldado a su colega de Gabinete al asegurar que sus explicaciones han sido "muy sólidas y suficientes" y que lo que no parece tan sólido "es que graben al ministro en su despacho".

"Está hablando con una autoridad cuya misión es precisamente configurar si existen irregularidades en su territorio. ¿De qué van a estar hablando?", se ha preguntado Montoro, quien ha girado el foco hacia la autoría de la grabación. "Si ya consideramos que esto es normal, no sé en qué mundo vivimos. Yo voy a rechazar de plano que eso sea factible, posible y utilizable en ningún sentido", ha añadido.

También han salido en defensa de Fernández Díaz tanto el presidente del Senado, Pío García-Escudero, que ve una "utilización electoral" en la publicación de las grabaciones; como el secretario de Organización del PP, Fernando Martínez Maíllo, quien ha rechazado que el Ejecutivo central conspire "contra nadie" ni "contra ningún partido político".

LOS RIVALES APROVECHAN

Mientras tanto, los rivales políticos del PP, aprovechando la campaña electoral, han pedido que el escándalo de las grabaciones tenga su repercusión en las elecciones del domingo.

Desde En Comú, la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha pedido "un llamamiento masivo a la movilización electoral" de modo que "la ciudadanía podrá hacer asumir estas responsabilidades políticas a través de su voto".

El candidato socialista, Pedro Sánchez, ha asegurado que "en cualquier democracia avanzada, el ministro del Interior debería presentar su dimisión hoy mismo". "No lo ha hecho, así que el presidente del Gobierno debería proceder a su cese inmediato también hoy mismo y si no lo hace, se hará a sí mismo responsable de la conducta de su ministro del Interior", ha agregado.

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha apuntado la responsabilidad política de Rajoy si no cesa a Fernández Díaz. "Le pido al señor Rajoy que durante el día de hoy dé explicaciones a todos los españoles de si dio instrucciones a Fernández Díaz y si estaba al corriente de todo esto. Si no lo hizo, que le cese y, si lo hizo, el responsable es él", ha dicho.

TE PUEDE INTERESAR

- Fernández Díaz cree las filtraciones quieren "destruir a un adversario" y Rajoy se enteró ayer

- Las grabaciones a Fernández Díaz: "El presidente lo sabe" (AUDIO)

- (VOTA) ¿Debe dimitir por su presunta conspiración contra CDC y ERC?

- Cuando Fernández Díaz negó en 'Salvados' haber filtrado informes a la prensa

- Las claves de las conversaciones de Fernández Díaz

- Fernandez Díaz ordena una investigación sobre la publicación de estas conversaciones

- Clamor contra Fernández Díaz por "fabricar pruebas" contra adversarios políticos