POLÍTICA

Las dolorosas cifras de la desigualdad infantil en España

14/02/2017 12:09 CET | Actualizado 14/02/2017 12:09 CET

Vicente, de 43 años, es viudo y tiene tres hijos. Está en paro desde hace 10 años y recibe apenas 300 euros de ayuda al mes, que no le dan para cubrir los gastos. Tiene una hipoteca y un acuerdo con el banco para paralizar el pago cuatro años, pero le queda un año y teme perderla: "Cuando no tengo nada, en el quiosco me fían material escolar y los pago poco a poco. En el colegio también me ayudan, me pagan las excursiones de los niños y el comedor. Se pasa mal, no sé que hacer, a veces vendo pañuelos pero la policía me dice que no puedo. A veces hago pequeños trabajos y gano unos 30 euros y con ellos compro lo básico para que coman los niños".

Los hijos de Vicente son tres de los miles de niños que viven bajo el umbral de la pobreza en España. Desde el comienzo de la crisis, los más desfavorecidos han visto cómo su renta se ha desplomado hasta un 21%, mientras que la de los ricos únicamente ha caído un 2,1%. Esta desigualdad la sufren especialmente los niños de hogares con menos ingresos, que se han empobrecido cinco veces más durante la crisis que los más ricos, según un informe de Save The Children sobre la desigualdad infantil en España.

En Desheredados: Desigualdad infantil, igualdad de oportunidades y políticas públicas en España, la organización afirma que España se sitúa entre los países de la Unión Europea con más desigualdad. Esto se debe a que las personas más ricas ganan siete veces más que las más pobres. Esto afecta a nivel familiar, pero también en la educación y la salud de los niños.

Estas son algunas de las cifras más dolorosas de sobre desigualdad infantil en España.

  • Más del 60% de los niños más pobres viven en hogares cuyo sustentador principal tiene un trabajo temporal. Sólo el 5% de los más ricos vive en este tipo de hogares.
  • Las familias con más recursos económicos dedican a la educación de media entre 7 y 8 veces más dinero que los del 36% más pobre.
  • La mitad de las familias más pobres dedican más del 40% de los ingresos a gastos de la casa, lo cual deriva en impagos, cortes de suministro y desahucios.
  • La desigualdad tiene consecuencias en la salud de los niños. El 33% de los niños más pobres sufre sobrepeso. Entre los más ricos la cifra es de un 23%.
  • La población pobre dedica un 28,2% de sus ingresos a pagar impuestos. Sólo el 10% de los más ricos pagan más.
  • España es el país donde más ha aumentado durante la crisis el número de niños que viven en hogares donde nadie trabaja, hasta llegar a los 800.000 menores.
  • La tasa de hogares pobres con hijos en los que sólo trabaja un miembro de la familia en España es de las más altas de Europa.
  • Apenas el 33,6% de los niños pobres tienen acceso a la única prestación dirigida a mejorar su situación.
  • En las situaciones de crisis, las familias recortan en gastos energéticos. Casi uno de cada tres hogares con hijos no puede mantener la casa a una temperatura adecuada.
  • Hay poca inversión y un diseño inadecuado de la protección social en España, además de poca cobertura de las prestaciones y poca inversión con niños. Una familia con dos hijos receptora de la prestación por hijo a cargo recibe en España 582 euros anuales. En Italia, con una renta similar a la española, serían casi 3.100 euros.
  • La tasa de "sobrecargo de vivienda" (cuando la familia dedica más de un 40% de sus ingresos a estos gastos) en España es mucho más alta que la media Europea.
  • Las familias con niñas y niños más vulnerables viven en viviendas de alquiler en mayor proporción que el resto.

LAS SOLUCIONES

Según varios economistas, la solución a la desigualdad pasa por "reducir lo que ganan los más ricos, fortalecer a las clases medias y elevar a los de abajo". Como señalan en el informe, "la protección social a la infancia o la atención temprana favorecen un desarrollo en igualdad de condiciones que haga posible que el potencial de los adultos no esté totalmente determinado por las condiciones en las que crecieron".

Por eso proponen ciertas mejoras y piden un "esfuerzo político". Piden "mejorar la ayuda personalizada para la búsqueda de empleo, asegurar los fondos europeos del programa de Garantía Juvenil, aumentar la prestación por hijo a cargo, aumentar la inversión en protección social", etc... Y concluyen: "La infancia es el 18% de nuestro presente, pero el 100% de nuestro futuro".

Desheredados, por Save The Children by El Huffington Post on Scribd

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- 'Save the Children' escenifica la destrucción de Siria en la Puerta de Alcalá

- ¿Y si desapareciera tu hijo? La campaña de Save The Children para no olvidar a los refugiados

- Save The Children rechaza elaborar un informe sobre la reforma de la Ley del Aborto

Ve a nuestra portada Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

MÁS SERIES