INTERNACIONAL

Así es el regreso de los cristianos a Qaraqosh (Irak), tras ser reconquistado al Estado Islámico (FOTOS)

Diez familias regresan a la ciudad y encuentran sus templos destrozados por los yihadistas.

14/04/2017 16:25 CEST | Actualizado 14/04/2017 17:10 CEST

El Estado Islámico ha dominado durante muchos meses la villa de Qaraqosh, cerca de Mosul, en Irak. Pero ya no más. Ahora, dentro de la batalla por sacar a los islamistas de su feudo en el país, la zona vuelve a estar bajo control del Gobierno y sus fuerzas y los cristianos -mayoritarios en la villa- vuelven a sus casas. Lo hacen acosados por la ansiedad y el miedo por su seguridad pero también con la esperanza de poder convivir en el futuro con musulmanes de todas las tendencias.

La ciudad, a unos 20 kilómetros de donde aún mantienen una batalla abierta los miembros del Daesh y de la coalición internacional que comandan EEUU e Irak, recupera su vida de antes del dominio yihadista, que ha durado dos años y medio. En las iglesias profanadas, se tapan pintadas en favor del ISIS, se recuperan las estatuas decapitadas o rotas a martillazos, los campanarios, los altares. Los comercios, incluso los que vendía alcohol, vuelven a abrir sus puertas.

Alentados por los controles de seguridad y las patrullas, a las que se han unido voluntarios, hasta 10 familias cristianas han vuelto a lo que solía ser la mayor comunidad de esta minoría en Irak hasta que lo tomó el Daesh en 2014.

Estas son algunas imágenes de cómo está Qaraqosh en plena Semana Santa.

  • REUTERS
    Altar severamente dañado en una iglesia de Qaraqosh. 
  • MARCO DJURICA / REUTERS
    Lo que queda de una figura de Jesucristo. 
  • MARCO DJURICA / REUTERS
    El símbolo del ISIS, tachado en una pared. 
  • REUTERS
    Altar aún en pie en una iglesia de la villa. 
  • MARCO DJURICA / REUTERS
    Un grupo de vecinos del municipio, al pie de la gran cruz que da la bienvenida a Qaraqosh. 
  • MARCO DJURICA / REUTERS
    Santo decapitado en una de las iglesias. 
  • REUTERS
    Libros de oración en el interior calcinado de uno de los templos cristianos. 
  • REUTERS
    Estatua -posiblemente, de San Jorge- muy afectada tras el paso del ISIS por la localidad. 
  • MARCO DJURICA / REUTERS
    Uno de los campanarios, destrozado. 
  • REUTERS
    Una imagen del Papa Francisco, en una de las iglesias. 
  • REUTERS
    Un soldado iraquí monta guardia en una garita con la cruz cristiana. 
  • REUTERS
    Sabri, dueño de un restaurante local, con la cara cubierta mientras pinta en su local, quemado durante la ocupación del Daesh. 
  • REUTERS

    Una mujer camina junto a una gran cruz levantada nuevamente en la ciudad. 

  • REUTERS
    Campanario dañado en una de las iglesias. 
  • REUTERS
    Steve Ibrahim, un cristiano que regenta una tienda de venta de alcohol, fuma en su local de la localidad iraquí. 
  • REUTERS
    Edificios destrozados y calles desiertas en Qaraqosh. 
  • MARCO DJURICA / REUTERS
    Efecto de los ataques del ISIS en el complejo de una iglesia. 

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- Mosul: Así se pelea contra el ISIS en su feudo de Irak

- El horror de Mosul: mujeres embarazadas dan a luz donde pueden mientras huyen da la muerte

- Javier Martín: "El Estado Islámico tiene espíritu de gobernar y permanecer"