INTERNACIONAL

"La gente se quemó, vi gente saltar"

Los vecinos del incendio de Londres aseguran que hay gente atrapada en el edificio.

14/06/2017 10:59 CEST | Actualizado 14/06/2017 13:30 CEST
REUTERS
Un policía asiste a uno de los vecinos del bloque incendiado.

Un bloque de apartamentos de Londres ha sufrido un incendio esta madrugada que ha causado "varios muertos" y al menos 50 heridos. Algunos residentes han logrado escapar de las llamas y han sido evacuados. Sus testimonios son estremecedores.

Las primeras imágenes muestran cómo las personas atrapadas en el edificio hacen brillar linternas por los pasillos del bloque y sacan los brazos por las ventanas y agitan toallas, pidiendo socorro.

"Estaban atrapados. No podían bajar, sobre todo desde los pisos superiores. La gente se quemó", ha revelado un testigo, Daniel, a la BBC de Londres. "Y vi gente saltar", ha añadido.

Hanan Wahabi, de 39 años, ha asegurado a AFP que la despertó el humo de madrugada. "Pude ver que se colaba la ceniza por la ventana del salón, que estaba medio abierta. Me asomé y vi que las llamas subía n rápidamente por la fachada y estaban ya en mi piso", ha explicado.

Se escapó con su marido, su hijo adolescente y su hija de 8 años, pero teme por su hermano y su familia, que vive en el piso 21. "Le llamé nada más salir. El fuego aún no había llegado a la azotea. Le habían dicho que se quedaran dentro de casa con las rendijas de la puerta tapadas con toallas", ha contado.

"Le dije que huyera. Al rato, me llamó para decirme que había demasiado humo. La última vez que lo vi, agitaban los brazos por la ventana. No he escuchado nada de ellos desde entonces, a las dos de la madrugada; el móvil no conecta, la línea fija tampoco", ha indicado.

"NO SE PODÍA VER NADA. UN MONTÓN DE GENTE NO PUDO SALIR"

Eddie, de 55 años, residente en la planta 16, ha explicado que corrió fuera de su vivienda después de enrollarse en la cabeza una toalla mojada para protegerse del humo.

"No se podía ver nada. Corrí para bajar las escaleras porque no pude encontrar la salida de incendios. Un montón de gente no pudo salir del edificio", ha admitido. Salvó su vida de milagro, ya que al sonar la alarma de incendios de su vecino pensó que se le había quemado algo al cocinar.

"Estaba en la cama y oí gritar '¡fuego, fuego!'. Abrí la puerta y el humo entró de golpe. Mi vecino me chilló '¡sal cagando leches del edificio!'. No había mucha gente en las escaleras", recuerda.

Mickey, un vecino del bloque, ha revelado a la BBC: "Al abrir la puerta... he visto gente corriendo escaleras abajo, bomberos que dicen 'sal del edificio'. Yo he vuelto a entrar, he cogido a una niña y la he protegido con mi bata porque es lo único que llevaba puesto, he cogido en brazos a mi novia, y he huido. Desde fuera se veía todo en llamas, era una pesadilla, como de película de terror".

Una testigo, Samira Lamrani, ha contado al HuffPost británico que ha visto gente lanzarse el vacío en bolsas de basura para intentar frenar su caída: "He visto gente que se ha tirado desde sus balcones y ventanas que no han sobrevivido. Era desde el piso octavo y desde esa altura no lo cuentas".

"EN MEDIA HORA, EL FUEGO LO HABÍA CUBIERTO TODO"

"El fuego comenzó en los pisos de arriba y se extendió con muchísima rapidez, había cubierto todo en media hora", ha asegurado Muna Ali, un vecino. "Algunas personas llamaban a las puertas pero la gente de las casas no abría", ha lamentado.

Adi Estu, de 32 años, en pijama y abrigo, fue evacuada de su cercana vivienda. Cuenta haber oído a los residentes del edificio incendiado pedir socorro, y vio cómo el humo y las llamas cubrían el inmueble. "Era horrible, horrible. Los hemos visto morir. Como olvidar eso?", se pregunta.

Otro testigo, Jody Martin, ha apuntado que al llegar a la segunda planta se vio envuelto en un humo sofocante. "Vi a alguien caer, a otra mujer sosteniendo a su bebe por la ventana, escuché gritos, les grité que bajaran y decían que no podían salir porque el humo era muy espeso en los pasillos", ha contado.

Abdul Hamid, de 51 años, vivía en la planta 16 y ha perdido todo, pasto del fuego: "No tengo nada. Mi pasaporte estaba ahí. Ahora no tengo hogar".

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR