VIRALES

Escándalo por el vídeo subido por un padre a Facebook de su hija viendo la tele con una pitón

Las imágenes, con más de 8 millones de reproducciones en Facebook, han llevado a muchos a pedir la intervención de Servicios Sociales.

12/07/2017 09:33 CEST | Actualizado 12/07/2017 09:33 CEST
YOUTUBE

El vídeo subido a Facebook por Ed Taoka, un padre de familia y youtuber, de su hija de cuatro años sentada en el sofá junto a su pitón de tres metros y medio, ha provocado la indignación generalizada y ha viralizado las imágenes hasta las 8 millones de reproducciones en la red social.

En el vídeo se puede apreciar al animal, aparentemente tranquilo, sobre el respaldo del sillón. En un momento dado, incluso, se ve hacer un gesto al animal como si fuera un bostezo, detalle que algunos usuarios interpretan como un gesto para acomodar su mandíbula.

La indignación a llevado a otros muchos a exigir la intervención de Servicios Sociales, lo que ha llevado al padre de la pequeña a dar explicaciones:

"Mi hija está perfectamente segura. La interacción entre cualquier animal y un niño tiene que ser siempre supervisada. No. No está examinándola (como a una presa). Eso es un estúpido mito. Las serpientes no tienen algún deseo de mordernos ni de comernos. ¿Sabéis lo que le encanta comer a esta serpiente? Ratas. Ama las ratas. No comerá ninguna otra cosa. Por amor de dios, intenté darle un conejo pero es una señora muy exquisita. Solo come ratas descongeladas.

No, nunca hemos sido mordidos. Éstas son serpientes domesticadas, criadas en cautividad; serpientes mascota. Han sido manipuladas casi cada día; múltiples veces al día desde que eran bebes. Hay cuestiones más peligrosas para los niños al respecto de otros animales como los perros o los caballos que con las que se refieren a las serpientes no venenosas. Y las serpientes, como cualquier otro animal, también pueden bostezar".

La serpiente de Pons, en Twitter

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- ¿Eres capaz de encontrar la serpiente escondida?

- La Policía captura a una serpiente en un aula

- Una serpiente venenosa se cuela en la foto