TENDENCIAS

Las siete increíbles joyas de Letizia en su segunda noche en Londres

En la segunda cena de gala dentro de la visita de Estado a Reino Unido, la reina sorprendió por su vestido y por sus increíbles piezas de joyería.

14/07/2017 09:57 CEST | Actualizado 14/07/2017 11:59 CEST
Getty Images
La reina Letizia en el banquete celebrado en la City el 13 de julio de 2017.

El primer día tocaron los colores de la bandera española, mientras que el segundo se tiñó de azul para acercarse más a la del Reino Unido. En la visita de Estado de los Reyes de España al Reino Unido, la reina Letizia es un potente foco de atención, y todo lo que se ponga y sus detalles (colores, joyas, ropa nueva o repetida, maquillaje...) genera ríos de tinta.

Para el primer día de la visita real, la reina apostó por la mañana por el amarillo (sombrero incluido), por la tarde por el granate y por la noche con un rojo brillante que atrajo todas las miradas y que deslumbró en ambos países. Para el segundo día de la visita dejó atrás esos tonos y cambió a los azules: por la mañana con una blusa azul marino y una falda con flores amarillas de Carolina Herrera (un conjunto que ya se le ha visto en más ocasiones) y por la noche, para la cena en la City junto al alcalde de esta institución y la princesa Ana, por un espectacular vestido largo en azul marino, drapeado, con un hombro al aire y corte columna.

Jeff Spicer via Getty Images
La reina Letizia en la cena celebrada el jueves 13 de julio de 2017 en la City de Londres.

Sin embargo, no ha sido el vestido lo que más ha impresionado del increíble look de la reina. Sus joyas han llamado poderosamente la atención. La reina acostumbra a usar pocas, y en general discretas, de ahí que el despliegue (que ya empezó en la cena de gala) haya sido especialmente llamativo.

La reina de España tiró tanto del joyero de los Borbones como de sus propias condecoraciones y de algunas piezas inéditas hasta la fecha. Llevaba siete joyas de altísimo valor: broches, pulseras, pendientes y tiara.

Por un lado, sujetó la banda blanquiazul de la Gran Cruz de Carlos III (la distinción civil más alta en España, que le otorgó el rey Juan Carlos el día de su boda) con dos broches: el propio de la condecoración y el de la flor de lis, la representativa de la casa Borbón. Este último forma parte de la tiara llamada Princesa —desmontable, creada por la casa Ansorena y con un valor de unos 50.000 euros— , que el rey Felipe VI le regaló por su quinto aniversario, en 2009, y que sólo ha lucido en una ocasión, en abril de 2015, por el cumpleaños de la reina Margarita de Dinamarca.

CHRIS J RATCLIFFE/AFP/Getty Images
Arriba, el broche Flor de Lis; abajo, el de la orden de Carlos III.

La reina Letizia también lució las llamadas pulseras de Cartier que, junto a la tiara de Flor de Lis (que llevó por primera vez en la cena de Estado con Mauricio Macri el pasado febrero y que repitió con Isabel II el miércoles por la noche) y a las llamadas Perlas Rusas, un collar que llevó por primera vez en los premios Princesa de Asturias 2015, son las joyas más valiosas de la corona.

En este caso, son dos pulseras iguales cuajadas de diamantes, que provienen de una pequeña corona que la Reina Victoria Eugenia desmontó para crear éstas. Para la cena de gala con Isabel II, Letizia usó una; para la de la City, las dos.

Jeff Spicer via Getty Images
La reina Letizia, con las pulseras gemelas.

Sobre la cabeza, la reina lució una de sus tiaras favoritas, probablemente la diadema que más ha usado en bodas, cenas de Estado y grandes actos: la diadema floral. Fue un regalo de Francisco Franco a la reina Sofía en su boda, y también es desmontable y se puede convertir en broche o collar. Fue la que usó la infanta Cristina en su boda con Iñaki Urdangarin.

Para darle más visibilidad a la diadema, la reina llevó un recogido bajo con trenzas.

POOL New / Reuters
La tiara Flor de Lis.

POOL New / Reuters
La reina Letizia, de espaldas, en la cena en la City.

Las dos últimas piezas, quizá las más espectaculares, son unos pendientes que no se le habían visto. Al igual que estrenó un par de pendientes de diamantes y rubíes por los 30 años del diario Expansión, esta vez ha estrenado otros en tonalidades azules, también cuajados de diamantes y con cuatro grandes piedras azules que podría ser zafiros. Hasta ahora nunca los había lucido y, por el momento se desconoce su origen. Lo que es innegable es su gran valor.

POOL New / Reuters

POOL New / Reuters

Viaje de Estado de los reyes Felipe y Letizia a Reino Unido

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Todas las fotos de la viaje oficial de de Felipe y Letizia a Reino Unido

La "amistad" entre España y Reino Unido está más allá de Gibraltar (o eso parece)

El vestido de la reina Letizia en Buckingham, ¿clavado a este Zuhair Murad?

Letizia y Kate: el encuentro a través de una puerta

Reina Letizia en 2017 (FOTOS)

Échale un vistazo al Facebook de Tendencias. ¡SÍGUENOS!

Ve a nuestra portada Facebook Twitter Instagram Pinterest