INTERNACIONAL

Sean Spicer dimite como secretario de prensa de la Casa Blanca

Considera "un gran error" el nombramiento de Anthony Scaramucci como director de comunicaciones de la Casa Blanca.

21/07/2017 18:05 CEST | Actualizado 21/07/2017 20:52 CEST
AFP

Sean Spicer ha dimitido este viernes como secretario de prensa de la Casa Blanca. El hasta ahora portavoz de Donald Trump ha mencionado que toma la decisión por estar en desacuerdo con el nombramiento de Anthony Scaramucci como director de comunicaciones.

El presidente de Estados Unidos le ofreció el puesto a Scaramucci este viernes y le pidió a Spicer que se mantuviese en su puesto. Éste, sin embargo, y según relata The New York Times citando fuentes de la Casa Blanca, cree que el nombramiento es "un grave error".

Tras conocerse su dimisión, el propio Spicer ha publicado en Twitter un mensaje en el que expresa que "ha sido un honor y un privilegio servir al presidente Donald Trump y a este magnífico país. Continuaré mi servicio a partir de agosto".

El período de Spicer al cargo de las comunicaciones de la Casa Blanca ha estado caracterizado por la polémica: vetó a algunos de los principales medios de comunicación en la sala de prensa, se enzarzó con los periodistas y cometió algunos errores de bulto, como asegurar que Hitler no usó armas químicas.

Su estilo agresivo de comunicación le convirtió en un personaje muy apreciado por los humoristas e imitadores. En Saturday Night Live lo clavaron:

QUIÉN ES Y QUÉ HARÁ ANTHONY SCARAMUCCI

El director de comunicaciones elegido por Donald Trump nació en Nueva York y tiene 52 años. Formado en Economía y Derecho, comenzó su carrera en el banco Goldman Sachs a finales de los años ochenta. Ligado desde entonces al mundo financiero, está relacionado con un importante fondo de inversiones de Wall Street. En su cuenta de Twitter se presenta como "emprendedor americano".

Scaramucci conoce a Trump desde hace años y formó parte del equipo que se encargó del traspaso de poderes de la administración Obama a la del nuevo presidente, pero la idea generalizada es que su perfil no casa con el de un jefe de comunicaciones de la Casa Blanca. Sus apariciones en televisión, en las que defiende a Trump con vehemencia, han llamado al parecer la atención del presidente y le han animado a ofrecerle el puesto.

Jugando a largo plazo, el presidente la revocará y la reemplazará [Obamacare]. Ganar lleva su tiempo

La oficina de la que va a hacerse cargo, con la misión de restañar la maltrecha imagen pública de la administración Trump, estaba vacante desde mayo, cuando Michael Dubke entregó su carta de dimisión alegando "motivos personales".

En la estructura organizativa de la Casa Blanca, la oficina que dirigirá Scaramucci es la que diseña la estrategia de comunicaciones de la presidencia, aunque el portavoz es el rostro visible encargado de aplicar esa línea. Tras la marcha de Dubke, Spicer se había hecho cargo de ambas responsabilidades.

Toma de posesión de Trump

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

-Spicer: "He cometido un error. He decepcionado al presidente Trump"

-El patinazo histórico de Spicer sobre Hitler y las armas químicas indigna al mundo judío

-La Casa Blanca veta a medios de referencia críticos con Trump