INTERNACIONAL

Un vídeo de la ABC revela que dos agentes de EEUU llevaron a la muerte a un adolescente mexicano en 2013

Puede verse cómo le incitaron a beber metanfetamina líquida que trataba de introducir en EEUU.

03/08/2017 08:50 CEST | Actualizado 03/08/2017 08:52 CEST

Una muerte ocurrida en la frontera entre México y EEUU en 2013 ha vuelto a los medios después de que la cadena ABC emitiera un vídeo sobre lo ocurrido este viernes 28 de agosto.

En él puede verse cómo dos agentes de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP por sus siglas en inglés) animan a un adolescente mexicano a beber cuatro sorbos de una botella que contenía metanfetamina líquida en grandes cantidades, lo que le causó la muerte.

El joven, Cruz Marcelino Velázquez Acevedo, era de Tijuana, carecía de antecedentes policiales y tenía sólo 16 años. Trató de cruzar la frontera en San Diego con dos envases que contenían un líquido de color ambarino a las 6:30 horas de noviembre de 2017 y murió unas dos horas después.

En su día, una portavoz de un centro de desintoxicación reveló a la edición estadounidense del HuffPost que la metanfetamina líquida "normalmente está muy concentrada... Puede tener una pureza del 90%, así que beberla, aunque sea en pequeñas cantidades, es mortal".

Era de Tijuana, carecía de antecedentes policiales y tenía sólo 16 años.

El informe oficial calificó los hechos de "accidente". Los agentes responsables, Valerie Baird y Adrian Perallon, continúan en sus puestos y no han recibido reprimenda ni castigo. En su día, aseguraron que fue el chaval quien "se ofreció" beber el líquido. Ahora han rechazado ser entrevistados por ABC.

La familia del joven fallecido puso una demanda contra ellos y contra la CBP por considerar que sus acciones desembocaron en la muerte del adolescente. El Gobierno de EEUU acabó pagándoles un millón de dólares para zanjar el asunto. No se reconoció culpa alguna ni pidió perdón por lo sucedido.

"¿Cómo puede el Gobierno permitir algo así? Es como decir: 'Vale, puedes matar a alguien'. Le trataron como si fuera tonto y no le importara a nadie. Bueno, pues ese tonto es la mejor persona que he conocido", lamenta su hermana, Reyna, ante la ABC.

Los agentes responsables, Valerie Baird y Adrian Perallon, continúan en sus puestos.

Tras la emisión del vídeo, que forma parte de una investigación de las fronteras recabada durante un año por la ABC y el Investigative Fund, varios demócratas han reclamado una investigación y mejor formación para los agentes, para que no vuelva a ocurrir una tragedia semejante.

"El tráfico de drogas está mal y es un crimen, pero este adolescente no merecía ser condenado a muerte. Que los agentes de la CBP inflijan la pena de muerte no sólo es inmoral, es ilegal", ha señalado a la ABC Zoe Lofgren, el integrante de mayor rango en el subcomité sobre inmigración y seguridad fronteriza.

"Lo que se ve aquí es la más básica falta de decencia y compasión hacia un chico de 16 años", considera Gene Iredale, el abogado que representa a la familia Velázquez, que también ha comentado la sonrisa de los agentes en la grabación. "Parecen dos niños divirtiéndose mientras arrancan las alas a una mosca lentamente, cuando le sonríen mientras le piden que beba algo y le ponen en su sitio", añade.

El Gobierno de EEUU ha pagado a su familia un millón de dólares para zanjar el tema.

El consulado de México en San Diego ha emitido un comunicado ante la nueva información sobre lo ocurrido: "Proveímos de apoyo consular y legal a la familia del señor Cruz Velázquez desde que conocimos su muerte. Este trágico incidente pone de relieve la necesidad de mayor transparencia y responsabilidad sobre lo que pasa en el control de inmigración".

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR