POLÍTICA

El Parlamento catalán se querellará contra Rajoy y Santamaría por no comparecer en la comisión de investigación

El PSC y Ciudadanos han votado en contra, mientras que el PP y la CUP tienen voz pero no voto en este órgano.

16/08/2017 12:10 CEST | Actualizado 16/08/2017 13:22 CEST
EFE

La Mesa del Parlament se querellará contra una quincena de cargos que han declinado comparecer en la comisión de investigación sobre la 'Operación Catalunya'. Entre ellos figuran el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y la vicepresidenta del Ejecutivo, Soraya Sáenz de Santamaría.

Tampoco se personaron en la comisión de investigación, pese a haber sido citados, el exministro de Interior Jorge Fernández Díaz; el exdirector de la Oficina Antifraude de Cataluña Daniel de Alfonso y el fiscal superior de Cataluña, José María Romero de Tejada, entre otros.

La presentación de la querella se ha aprobado con la mayoría de votos que suman los miembros de JxSí en la Mesa. El PSC y Ciudadanos han votado en contra, mientras que el PP y la CUP tienen voz pero no voto en este órgano.

En los próximos días se decidirá "cómo y cuándo" se presentará la querella, ya que antes se quiere consultar a expertos penalistas sobre la vía más adecuada.

NOTIFICACIÓN DE LA SUSPENSIÓN

Por otro lado, un secretario judicial del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) ha notificado este miércoles personalmente a la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, y al resto de la Mesa la entrada a trámite de la suspensión cautelar del artículo 135.2 de la reforma del reglamento de la Cámara por parte del Tribunal Constitucional (TC) y el apercibimiento de posibles responsabilidades si se incumple la paralización.

El TC suspendió cautelarmente el 31 de julio el artículo de la reforma del reglamento que permite que cualquier grupo pueda tramitar una ley por lectura única --el procedimiento de máxima urgencia--.

El Alto Tribunal lo decidió tras aceptar por unanimidad el recurso de inconstitucionalidad que presentó el Gobierno de Mariano Rajoy, y advirtió a Forcadell y al resto de la Mesa de las responsabilidades --incluso penales-- en las que pudieran incurrir en caso de incumplir la suspensión.

La admisión a trámite del dictamen del TC supone la suspensión automática de la reforma durante cinco meses prorrogables o hasta que el TC dicte una sentencia sobre el fondo del asunto.

El 3 de agosto, el Govern presentó un recurso de súplica en que acusó al Ejecutivo de Mariano Rajoy de actuar de forma "abusiva" empleando este mecanismo, y este miércoles el TC se reúne para estudiar este recurso.

JxSí y la CUP impulsaron esta reforma para aprobar por el mecanismo de lectura única --el procedimiento de máxima urgencia-- la ley del referéndum del 1 de octubre y las conocidas como leyes de 'desconexión'.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

- El Parlamento catalán pospone la tramitación de la ley del referéndum