INTERNACIONAL

El día en el que el cielo se volvió naranja en Londres

La tormenta Ophelia ha ido arrastrando polvo sahariano del Norte de África y ceniza de los brutales incendios en España y Portugal.

16/10/2017 17:54 CEST | Actualizado 16/10/2017 18:29 CEST

Este lunes los londinenses, tan acostumbrados a su cielo gris, se han levantado con una sorpresa. Esa triste tonalidad, vinculada a las lluvias tan frecuentes de la capital británica, se había cambiado por un rojo anaranjado. Han sido pocos los que se han resistido a capturar la imagen, logrando instantáneas tan espectaculares como las que mostramos a continuación, y la pregunta más repetida ha sido una evidente: ¿qué ha pasado? La respuesta tiene nombre propio: Ofelia.

Esta tormenta tropical ha alcanzado este lunes la costa sur de Irlanda, donde está dejando lluvias torrenciales y olas de hasta 10 metros de altura, y sus efectos también se han sentido en Londres. "A medida que Ofelia se acerca desde las Azores, la tormenta ha ido arrastrando polvo sahariano del Norte de África y ceniza de los brutales incendios en España y Portugal", ha declarado una portavoz de la Oficina Meteorológica de Reino Unido.

"Este tono amarillento procede del polvo que está en la atmósfera, ya que el polvo dispersa el componente azul de la luz solar, pero el componente rojo lo atraviesa, de modo que el sol parece más rojo y da la sensación de tener un matiz amarillento", explica.

Y este ha sido el resultado de este espectacular fenómeno:

REUTERS
Una de las imágenes del cielo en Londres de este lunes

REUTERS
La gente camina por las calles mirando hacia el cielo, cada vez más colorido

REUTERS
Vista del amanecer este lunes en Londres

REUTERS
La gente fotografía el espectacular cielo de este lunes en Londres

AFP
Ha habido momentos en los que el cielo se ha tornado en rojo

REUTERS
A media tarde el cielo se veía así en Londres
REUTERS
Dependiendo de la zona de la ciudad el cielo se veía de un color u otro
REUTERS
Desde Londres están llegando imágenes así de impactantes

AFP
El cielo, cada vez más colorido

Se ha habilitado una webcam para seguir en directo la evolución del cielo en Londres: