TENDENCIAS

Un paseo nocturno entre viñedos: así es una vendimia nocturna

Cuando cae la luz, empieza la actividad.

01/10/2017 08:25 CEST | Actualizado 26/10/2017 13:38 CEST

Es temporada de vendimiar en la Denominación de Origen Rueda. Se hace de noche, cae el Sol, se encienden las luces artificiales y las máquinas empiezan a trabajar. Arranca el proceso de la vendimia nocturna.

Este mes de septiembre, las temperaturas han sido más altas de lo habitual, como ha pasado en años anteriores. Esta climatología destruye el sabor y el aroma de la uva, la cual es preferible recoger en días mas fríos para que pueda mantener su temperatura y evitar la oxidación producida por el calor. Es por ello que cada vez sea más bodegas de toda España esperen a la noche para recoger la uva blanca.

La Bodega Cuatro Rayas, en Valladolid, es una de tantas que vendimian de esta manera tan particular. Perteneciente a la D.O Rueda, sus trabajadores empiezan la recolección una vez se pone el Sol y no paran de hacerlo hasta que aparecen los primeros rayos del día. Pero ya no son los trabajadores quienes cortan los racimos a mano: una gran maquina cosechadora de dos metros es la encargada de pasar entre las hileras para sacudir la planta y recoger todas las uvas.

Una vez terminada la recogida, las vuelcan en depósitos y las trasladan a las bodegas para pasar el control de calidad y enfriarlas con nitrógeno para exprimirlas posteriormente y dejarlas fermentar.

Más de 1.400 viticultores de Rueda trabajan a lo largo de 13.517 hectáreas durante todo el proceso de la vendimia, un trabajo que aseguran que es duro, pero gratificante. Y un trabajo que finalizará en unos meses, cuando el vino salga a la venta y llegue a nuestros paladares.

  • CARLOS PINA
  • CARLOS PINA
  • CARLOS PINA
  • CARLOS PINA
  • CARLOS PINA
  • CARLOS PINA
  • CARLOS PINA
  • CARLOS PINA
  • CARLOS PINA