INTERNACIONAL
18/12/2017 14:03 CET | Actualizado 19/12/2017 12:50 CET

El magnate canadiense fundador de Apotex y su esposa murieron estrangulados

Fueron encontrados sin vida en la piscina de su domicilio.

El multimillonario canadiense Barry Sherman, fundador del grupo farmacéutico Apotex, y su esposa Honey murieron "estrangulados a la altura del cuello", según ha confirmado este domingo la policía tras practicar las autopsias a ambos cuerpos, que fueron hallados sin vida el viernes en la piscina cubierta de su mansión, situada en un lujoso barrio de Toronto.

REUTERS
Barry y Honey Sherman

Los cadáveres de Sherman, de 75 años, y su esposa, de 70, fueron encontrados por un agente inmobiliario, según revelaron fuentes policiales al periódico The Toronto Star. Los medios canadienses señalaron, citando fuentes policiales, que los cuerpos estaban colgados de la barandilla de la piscina y especularon con la posibilidad de que el magnate hubiera asesinado a su esposa y que después se hubiera ahorcado.

Sin embargo, los hijos de la pareja rechazaron esta hipótesis, que tildaron de "simples rumores", y demandaron una investigación más profunda. "Nuestros padres compartían un entusiasmo por la vida y un compromiso hacia su familia y su comunidad totalmente incompatible" con las versiones que circulan sobre "las circunstancias que rodean sus muertes", añadieron.

REUTERS
Exterior de la casa de Barry y Honey Sherman en Toronto (Canadá)

Aparentemente no hay señales de que las muertes hayan sido premeditadas o de que los Sherman sufrieran depresión. La pareja planeaba viajar a Florida para pasar allí con amigos las fiestas de fin año.

La policía canadiense ha pedido la colaboración ciudadana para esclarecer este suceso que ha conmocionado al país y a la élite política canadiense. El primer ministro, Justin Trudeau, manifestó en un tuit su tristeza por las "súbitas" muertes de la pareja, mostró sus condolencias y recalcó "la visión y el espíritu" de los fallecidos.

Linda Frum, miembro del Senado canadiense y amiga de la pareja, desechó la idea de que Barry Sherman pudo haber matado a su esposa. "El la adoraba (...) era muy gentil, un buen hombre", dijo, citada en The New York Times.

UNA FORTUNA DE 3.000 MILLONES

Según la revista Forbes, Barry Sherman figuraba entre las 20 personas más ricas de Canadá, con una fortuna estimada en 3.000 millones de euros. Su compañía Apotex se convirtió en un gigante de la industria farmacéutica produciendo medicamentos genéricos. La empresa tiene unos 11.000 empleados en todo el mundo, la mitad en Canadá y el resto en una veintena de países.

AFP
Barry Sherman, fundador del gigante farmacéutico Apotex

La pareja era muy conocida por sus actividades filantrópicas. Apotex ha señalado que los Sherman hicieron significativas donaciones a universidades y que a través de su fundación aportaron unos 38 millones de dólares en la última década, especialmente para sufragar investigaciones científicas.