INTERNACIONAL
17/01/2018 13:08 CET | Actualizado 17/01/2018 13:13 CET

Juncker insiste en que aún tras el Brexit será posible el "reingreso" de Reino Unido en la UE

"No echamos a los británicos, nos gustaría que se quedaran. Y si así lo quieren, deberían poder hacerlo".

Vincent Kessler / Reuters

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, ha insistido este miércoles en "tender la mano" a Reino Unido para que siga siendo parte de la Unión Europea y, tras haber apuntado la víspera la posibilidad de revertir el Brexit, ha dicho este miércoles que aún después de su salida será posible su "reingreso" en el club comunitario.

"No echamos a los británicos, nos gustaría que se quedaran. Y si así lo quieren, deberían poder hacerlo" ha defendido Juncker en un debate ante el pleno del Parlamento Europeo reunido en Estrasburgo (Francia).

El jefe del Ejecutivo comunitario ha recordado que en una intervención la víspera en la misma Cámara, tanto él como el presidente del Consejo, Donald Tusk, tendieron la mano al Gobierno de Theresa May y a los británicos por si barajan un escenario 'diferente' al del Brexit.

Esta propuesta, ha lamentado, fue recibida con cierta "irritación" en Londres —a pesar de que el debate sobre un segundo referéndum está abierto en Reino Unido—, por lo que Juncker asume que revertir el proceso de salida no se contempla en la capital británica.

EL ARTÍCULO 49 PERMITE EL REINGRESO

Por ello, ha insistido, "incluso si los británicos se van, en aplicación del artículo 50", existe el artículo 49 del Tratado de la UE que "permite el reingreso". "Y eso es lo que me gustaría", ha remachado el exprimer ministro luxemburgués.

En este contexto, Juncker ha pedido que los contactos entre las partes se produzcan con "sensatez" y "no que cada uno trate de desacreditar al otro".

El presidente de la Comisión Europea ha apuntado también que, en cualquier caso, "no habrá ganadores" en el proceso de divorcio y que el Brexit será una situación en la que "todos pierden", tanto Reino Unido como el resto de la UE y sus instituciones.

"Sigo viendo el Brexit como una catástrofe, un fracaso que todos debemos asumir, aunque las razones de la decisión de los británicos es más profunda", ha analizado Juncker, para quien los británicos "nunca se han sentido a gusto en la UE".

ESPACIO ECO