NOTICIAS
25/01/2018 06:55 CET | Actualizado 25/01/2018 06:56 CET

Una modelo acusa al mago David Copperfield de drogarla y abusar de ella cuando tenía 17 años

Ocurrió en 1988, según revela 'The Wrap' en exclusiva.

GETTY

Una mujer llamada Brittney Lewis ha acusado al mago David Copperfield de abuso sexual, según ha revelado en exclusiva el periódico The Wrap.

Los hechos se remontan a 1988. Lewis, entonces una joven modelo de 17 años, conoció a Copperfield en una competición de modelos en el que el mago era parte del jurado. Según la mujer, la invitó a ver otro de sus shows en California.

Lewis asegura que, como era menor de edad, el mago pidió permiso a su abuela para llevarla. La anciana ha confirmado la historia y añade que creyó que estaría segura porque Copperfield era "encantador".

Ella asegura que en todo momento durante el viaje dejó claro que no quería nada romántico con el mago, que entonces tenía 34 años. Pero cuando se tomaron una copa juntos, Copperfield le echó algo en la bebida diciendo que era "para compartir".

Después de eso, Lewis asegura que perdió el conocimiento y sólo recuerda trozos de esa noche. Recuerda que la llevaron a un taxi, le quitaron la ropa en su hotel, le recuerda a él en su habitación con una bata negra, encima de ella, besándola con mal aliento...

A la mañana siguiente, el mago le dijo que no había pasado nada porque Lewis era menor de edad. "Me dijo: 'No te la he metido", asegura la mujer, que se volvió dos días antes a casa después de firmar una carta ante Copperfield para certificar que estaba bien.

YA FUE ACUSADO EN 2007 PERO LUEGO SE DESCUBRIÓ QUE ERA MENTIRA

The Wrap asegura que se ha puesto en contacto con la mejor amiga de Lewis, su marido, su exmarido y su abuela, que era quien la cuidaba en aquella época, y todos aseguran que la mujer ya les había contado que sufrió abusos a manos del ilusionista.

Adicionalmente, un quiropráctico asegura que Lewis se lo contó hace tres años y la misma exmodelo asegura que lo denunció ante el FBI en 2007 y que no busca publicidad ni dinero.

En 2007, una exMiss acusó al mago de abusar de ella en una de sus islas en las Bahamas. El FBI registró su casa pero el caso se cerró al descubrir a la denunciante intentando acusar a otro hombre de lo mismo y tras salir a la luz una grabación en la que tenían relaciones consentidas.

El agente, el publicista y el abogado de Copperfield no han querido comentar sobre lo ocurrido a The Wrap pero el mago ha escrito en su Twitter que apoya el movimiento #MeToo pero que le han acusado en falso en el pasado y ahora está a punto de enfrentarse "a otra tormenta".

"Siempre escuchad y considerad todo con cuidado. Y por favor, por el bien de todos, no os apresuréis a juzgar", pide en la red social.

NOTICIA PATROCINADA