BLOGS

Carnaval toda la vida... amig@s

08/02/2013 08:32 CET | Actualizado 09/04/2013 11:12 CEST


Canción recomendada: One More Kiss, Dear, Badi Assad, Wonderland.

El título me delata. Y es que las fechas no engañan, el carnaval ya está ahí, a la vuelta de la esquina.

¿Qué os voy a contar del carnaval que no sepáis? Es un fiesta pagana, probablemente heredera de aquellos fiestones que se pegaban los romanos en honor del dios más divertido de todos, Baco.

En nuestros días, los más conocidos son el de Río, el de Venecia, el de Barranquilla y los dos grandes que tenemos en España: el Carnaval de Tenerife y el Carnaval de Cádiz. Y ya sé que muchos me vais a decir que me olvido de este y el de otro, es muy probable, y sí, por favor, decidme qué carnavales que molen me estoy dejando en el tintero. Mientras más opciones, mejor.

2013-01-16-Carnaval.jpg
Un joven se prepara antes de la 'Bataille des Fleurs' de Niza (Francia). Foto: Andrés Madrigal.

Y ya que parece que nuestros carnavales son herederos del gran Baco, y a Baco lo que le gustaba, más que nada, era comer y beber, pues nosotros, obedientes, nos dedicamos a eso en estas fechas. Y a bailar, y disfrazarnos y hacer el tonto, pero, al menos a mí, lo que más me gusta es comer y beber. Y, claro, si en algo somos buenos en este país, es precisamente en esto. Así que contamos con un sinfín de especialidades carnavaleras:

En las Canarias, son típicas las sopas de miel, que se hacen a base de pan, miel de caña, canela, matalahúva y corteza de limón. También las torrijas, de leche o vino. Y las tortillas de carnaval, que son similares a las sopas de miel, pero con una masa hecha a base de harina y huevo en lugar de pan. Como en el resto de España, también son muy típicos los buñuelos.

En Cataluña, por su parte, son más de salado por estas fechas. Son tradicionales el farcit de carnaval, un embutido hecho a base de tripa de cerdo, carne picada, huevos, pan y pasas. Las cocas de llardon, cocas cubiertas de chicharrón piñones y azúcar. Y por último, las buenísimas butifarras de huevo.

En Galicia se come el famoso cocido de entroido, a base de garbanzos, patatas, berzas, repollo, gallina, lacón, rabo, panceta y chorizo. Ligerito, vamos. Y para el dulce, los gallegos y los asturianos comparten los frixuelos, frisuelos, fiyuelas o fayueles. Tortillas o pancakes hechos a base de harina, leche y huevo. Acompañados con miel, nata o, incluso, compota de manzana. Es común también prepararlos con chocolate. Sea de la forma que sea, son una verdadera delicia.

Aquí os paso yo una receta -que no es muy de carnaval, pero ayuda mucho una vez ubicado en casa je,je- que espero disfrutéis.

Feliz carnaval a todos.

Sed curiosos.

Besos y sus cosas.

Andrés

Almejas y erizos de mar en terciopelo con boquerones fritos

Para las almejas:

32 almejas para marineras

2 dientes de ajo

1 cebolla pequeña

1 hoja de laurel

4 cucharas de agua

En una sartén antiadherente hacer un sofrito con el ajo, la cebolla y la hoja de laurel. Cocinar a fuego lento para que la cebolla no tome color. Lavar las almejas debajo de un chorro de agua fría frotándolas con las manos. Una vez limpias pasarlas a la sartén del sofrito, rehogarlas despacio, añadir un poco de sal y agua; dejar que se abran. Reservar.

Erizos:

7 erizos

15cl de caldo de coral de bogavante o cigalas

15cl nata

1 huevo entero

2g de azúcar

Abrir los erizos, recuperar el coral, pasar el líquido segregado por el erizo por un colador fino.

Hacer un caldo muy reducido de bogavante. Añadir el líquido segregado de los erizos, 35 gr. de caldo muy reducido de bogavante; la nata, y resto de ingredientes. Pasar por la Thermomix y filtrar bien. Reservar al baño María.

Boquerones:

12 boquerones muy frescos y pequeños

200g de harina

200g de agua

200g de cerveza

Aceite de girasol

Abrir los boquerones por la mitad en forma de mariposa (sin desprenderlos de la cola). Salpimentar y pasar por harina de tempura y luego por tempura.

Mezclamos la harina con proporciones iguales de cerveza y agua hasta conseguir una pasta ligera. Pasar los ingredientes por harina y los sumergimos en la pasta. Una vez hecho esto, introducir en un wok o sartén profunda con aceite de girasol a 180ºC.

Para comprobar la temperatura del aceite echamos unas gotas de pasta en el aceite: cuando sube a la superficie rápidamente es que está.

Una vez fritas las pieza, sin que queden doradas, las sacamos a un papel absorbente.

Depositar la crema de erizos en un cuenco y a continuación, las almejas, sin concha, y los boquerones fritos.

NOTICIA PATROCINADA